3 de febrero de 2020 10:02

Solo cuatro grupos políticos ganaron escaños con las circunscripciones

En 2013 y 2017, las minorías no alcanzaron curules en Guayas, Pichincha y Manabí. Foto: Patricio Terán/ EL COMERCIO.

En 2013 y 2017, las minorías no alcanzaron curules en Guayas, Pichincha y Manabí. Foto: Patricio Terán/ EL COMERCIO.

valore
Descrición
Indignado 8
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 2
Jorge González
y EL COMERCIO DATA (I)

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

En las elecciones del 2013 y 2017, las provincias de Guayas, Pichincha y Manabí eligieron a sus legisladores en circunscripciones electorales, por primera vez en su historia.

En esos comicios, únicamente Alianza País (AP), el Partido Social Cristiano (PSC), Avanza y Creo (solo o en alianza con Suma) alcanzaron alguna representación en las mayores jurisdicciones electorales del país, en ambos procesos.

Ese escenario fue distinto en el 2009, año en el que se votó por última vez sin que esas provincias fueran divididas. Entonces hubo más diversidad. Lograron en esas provincias algún escaño AP, Sociedad Patriótica (PSP), PSC, Movimiento Municipalista, Prian, Izquierda Democrática (ID) y el movimiento Concertación Nacional Democrática (MCND). 


Aunque la Asamblea Nacional no dio paso a la eliminación de los distritos, como planteó el veto presidencial, el debate se mantiene vigente.

En un sector político se defiende la continuidad de las circunscripciones; otros grupos, principalmente sociales y jóvenes, apoyan el planteamiento de suprimir esa forma de votar que se adoptó en el período de Rafael Correa. Además alistan una demanda de inconstitucionalidad.

Este es un tema que gira en torno a la representatividad. En el correísmo y el socialcristianismo se defiende la distritalización, porque, a su criterio, hay mayor cercanía entre el legislador y su electorado.

Pero quienes se oponen argumentan que se mermó la participación de las minorías y se concentró el poder en organizaciones políticas hegemónicas.

César Solórzano (PSP), vicepresidente de la Asamblea Nacional, cree que el PSC y el correísmo están a favor de que continúen las circunscripciones porque esperan tener una gran mayoría de asambleístas en las próximas elecciones.

También Enrique Pita y Luis Verdesoto, consejeros del CNE de la minoría, respaldaron la eliminación porque consideran que se ajusta con el método Webster para “restituir el sistema proporcional”.

Pero Virgilio Hernández, exlegislador del correísmo, asegura que más bien el Gobierno y el movimiento Creo se han opuesto a los distritos porque hay un trasfondo político, el “disimular la contundente derrota” en el 2021.


Hernández indica que una eventual eliminación constituía una regresión en los avances democráticos. Por tanto, niega que la división de las provincias sea concentrador de poder. “Más bien ahora los legisladores no son únicamente de Quito, Guayaquil o del eje Manta-Portoviejo, son de otras zonas, se los toma en cuenta”.

Los prefectos de Guayas, Pichincha, Manabí y Los Ríos mostraron su apoyo en un documento en el que dicen que eliminar los distritos afectaría la representación política rural en esas jurisdicciones.

En cambio, Fausto Camacho, del Observatorio Ciudadano Electoral y exvocal del CNE, sostiene que sí se intenta mantener hegemonías de los partidos más votados. Y considera que las circunscripciones han creado una especie de pequeños cacicazgos en los listados.

También criticó que ese escenario ha generado que no nazcan nuevos liderazgos y que incluso se registraron casos de legisladores que fueron cabezas de listas en distintos distritos entre 2013 y 2017. “Se cae el argumento de la representatividad”.

Camacho dice que junto a cuatro organizaciones van a plantear una demanda de inconstitucionalidad en unos 15 días, tiempo en el que estiman se publique la decisión legislativa en el Registro Oficial.

Ruth Hidalgo, de Participación Ciudadana, explica que con la actual forma de votación los partidos más grandes obtendrán más escaños con menos votos. “Si no elimina los distritos, a pesar de haber cambiado el método de asignación de escaños, la posibilidad de participación decrece”.

Mientras, en Guayas están a la expectativa de lo que ocurra. Jhon Gamboa, presidente de la Delegación Electoral, aseguró que continúan trabajando en la creación de dos nuevas zonas electorales en la provincia.

También trabajan en los cambios de domicilios, pues se busca evitar que decenas de ciudadanos originarios de otros cantones viajen fuera de Guayaquil o la provincia el día de las elecciones.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (8)
No (2)