30 de diciembre de 2020 00:00

Las fiestas tradicionales del año viejo se suspendieron por el coronavirus

El grupo Arrieros presentó el sábado último la parodia ‘Pasión de Atuntaqui’ en un concurso virtual. Foto: cortesía Grupo Arrieros de Atuntaqui

El grupo Arrieros presentó el sábado último la parodia ‘Pasión de Atuntaqui’ en un concurso virtual. Foto: cortesía Grupo Arrieros de Atuntaqui

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 5
Varias redacciones (I)

El Desfile de la Mascarada en Cuenca, la fiesta de Años Viejos de Atahualpa y la Fiesta Popular de Inocentes de Atuntaqui son algunos de los programas tradicionales para despedir el año que no se realizarán.

Las autoridades prohibieron cualquier programa que congregue una alta afluencia de personas, para evitar posibles contagios con el virus. Por ello, solo una de esas actividades se cumplirá, pero de forma virtual.

Así lo harán en Imbabura, donde las redes sociales serán las aliadas para mantener esta práctica de despedir el ‘viejo’ en el cantón Antonio Ante.

Una decena de jóvenes que se unieron este año a la Corporación 31 de Diciembre, organizadora de la Fiesta Popular de Inocentes y Fin de Año, han sido artífices para que la programación se difunda por Facebook y YouTube.

“Somos ochenteros y ahora todo está en manos de los mileniales”, comenta entre risas Álvaro Villegas, vicepresidente de la entidad.

De manera virtual se han difundido tres actos previos al 31 de Diciembre. Uno de ellos fue el programa Cómico Patrimonial, que se hizo el sábado 26 de diciembre.

Wilfrido Vinueza, titular de la Corporación, contó que la pandemia es precisamente el tema central de esta festividad, con más de 70 años de permanencia y considerada Patrimonio Cultural Inmaterial del Ecuador. “No hemos podido desarrollar actividades en la calle, pero queremos que la tradición por la careta, por el disfraz y la jocosidad viva en Atuntaqui”.

La jornada de mañana, 30 de diciembre, se iniciará con una transmisión de las mejores comparsas de los desfiles de años anteriores. En la noche se leerán el testamento y los mensajes de año nuevo del Alcalde, del Presidente de la Corporación y la reina del cantón.

El programa finalizará con un baile de disfraces. Los concursantes bailarán desde sus hogares y deberán enlazarse mediante la plataforma Zoom para ser evaluados. La idea es cumplir con el lema: “Ponte la careta desde tu caleta”, que igualmente busca prevenir contagios de coronavirus.

En Cuenca no se realizará el concurso de años viejos y el Desfile de Mascaradas, según los representantes de la Unión de Periodistas de Azuay y del Amistad Club, organizadores de estas actividades con más de medio siglo de vigencia.

Rodrigo Matute Torres, presidente de la Unión de Periodistas de Azuay, y César Banegas, presidente del Amistad Club, dijeron que tras un análisis profundo y meditado no se efectuarán ambos concursos. “Esta decisión la hemos tomado con base en la reunión con el Consejo de Seguridad Ciudadana, donde se analizaron los aspectos positivos y negativos”, dijeron en un comunicado.

Para los organizadores, es necesario precautelar la salud de los cuencanos, ser parte de una solución y no de un aumento de contagios de covid-19.

El Municipio de Cuenca, mediante ordenanza, entrega cada año USD 30 000 para la premiación y organización de los Años Viejos y Mascaradas. Este último se realiza cada 6 de enero y el primero, el 31 de diciembre.

Ese dinero se entregó a Acción Social Municipal para que se destine para el apoyo de los sectores vulnerables del cantón Cuenca.

Matute comentó que para no dejar pasar esta tradición, en la noche del 31 de diciembre de 2020, una comitiva del Amistad Club, la Unión de Periodistas y el Municipio de Cuenca visitará los barrios que ganaron el último concurso para hacerles la entrega de un recuerdo conmemorativo artesanal y lanzar globos al aire como símbolo de paz, esperanza y duelo.

En Ambato, la celebración de los años viejos que se celebraba el 30 y 31 de diciembre, en la parroquia Atahualpa tampoco se cumplirá este año. Los ocho personajes o priostes encargados de organizar el festejo suspendieron todos los eventos.

Santiago Lozada, presidente de la Junta Parroquial de Atahualpa, reiteró que el covid-19 fue la razón para suspender esta tradición. “Cada año elegíamos a las personas más representativas del pueblo, para darles esa designación. Ellos caminaban por las calles acompañados por las viudas”.

Lozada contó que los ocho priostes organizaban la fiesta con la presentación de artistas nacionales y los bailes populares. Esta festividad atraía cada año alrededor de 10 000 personas. “Estamos acogiendo las resoluciones del COE nacional. Decidimos que los priostes del 2019 se mantengan hasta el próximo año”, dijo Lozada.

Y si bien los pases del Niño que se hacían en Riobamba no están relacionados a la despedida del año, sí eran una costumbre de estos días, que en esta ocasión tampoco se cumplirán.

La última semana del año era la de mayor movimiento en esa urbe por este ritual religioso y por el concurso de años viejos organizado por el Municipio.

El Pase del Niño Cubanito, por ejemplo, se cumplía el 31 de diciembre y contaba con la participación de unas 2 000 personas, entre bailarines y espectadores. Este año los priostes solo ofrecerán una misa virtual, debido a las restricciones.

En contexto

El Comité de Operaciones de Emergencia nacional prohibió la quema de monigotes en los espacios públicos y todo programa o reunión que convoque a más de 10 personas. Para el fin de año también sigue prohibida la venta de bebidas alcohólicas.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (9)
No (0)