4 de febrero de 2020 21:15

Juez ordena encarcelar a un hombre por el femicidio de su expareja en Cotacachi y aislar a menor que presenció el crimen

Los familiares de la mujer, víctima de femicidio, llevaron el féretro de la joven frente al edificio de la Judicatura de Cotacachi para pedir justicia. Foto: EL COMERCIO

Los familiares de la mujer, víctima de femicidio, llevaron el féretro de la joven frente al edificio de la Judicatura de Cotacachi para pedir justicia. Foto: EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 10
Triste 2
Indiferente 1
Sorprendido 1
Contento 0
Redacción Sierra Norte

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Con el féretro en hombros, los familiares y amigos de Tamia Sissa Alta, víctima de femicidio, exigían este martes 4 de febrero del 2020, justicia frente al edificio de la Judicatura de Cotacachi, en la provincia de Imbabura

Un día antes, el lunes 3 de febrero, la Policía detuvo a Dennis C., de 22 años. El joven era expareja de Alta y supuestamente sería quien disparó a la mujer en el abdomen el sábado 1. Durante el ataque también resultó herido de bala un hombre que se encontraba con la víctima.

Tras el operativo policial, también fue aislado un adolescente de 16 años, que habría acompañado a Dennis C. durante el ataque en la parroquia Imantag.

Al mediodía de este martes 4 se realizó una ceremonia religiosa en la Iglesia Matriz de Cotacachi. Luego de la misa, los allegados de la víctima y miembros del Comité de Mujeres de la Unión de Organizaciones Campesinas e Indígenas de Cotacachi (Unorcac) realizaron una marcha y un plantón frente a la Judicatura llevando el ataúd.

La caja mortuoria permaneció a las afueras de la edificación judicial hasta que concluyó la audiencia de formulación de cargos en contra de Dennis C., por el delito de femicidio.

El juez de la causa dispuso que el sospechoso quede detenido y ordenó el internamiento preventivo del menor, mientras se realiza la instrucción fiscal. Como prueba del delito se presentó un revólver calibre 38, que habría utilizado el supuesto agresor.

Tamia Alta falleció en el hospital San Vicente de Paúl, de Ibarra, a causa de la grave herida que le produjo el proyectil que traspasó su abdomen. La mujer, de 21 años, tenía dos niños.

Según la Policía, la víctima tenía medidas de protección para que su expareja no se le acerque. También poseía un botón de seguridad en su vivienda para alertar a los gendarmes.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (12)
No (2)