1 de marzo de 2020 00:00

Embajador de Ecuador en China: ‘El efecto es controlable si epidemia es de corto plazo’

Entrevista a Carlos Larrea, embajador de Ecuador en China. Foto: cortesía Carlos Larrea

Entrevista a Carlos Larrea, embajador de Ecuador en China. Foto: cortesía Carlos Larrea

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 3
Mónica Orozco
Editora (I)

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El crecimiento económico global se ralentiza y las bolsas en el mundo y el precio del crudo están cayendo ¿Ha pasado lo peor de la epidemia del coronavirus o se prevé más deterioro?

Hubo inesperados efectos económicos como resultado de la epidemia. Hace pocos días, el presidente Xi Jinping ha mencionado que el impacto del coronavirus será de corto plazo y, por lo tanto, controlable. Esos son factores esenciales para analizar el tema porque, además, la epidemia es una amenaza mucho mayor para regiones como América Latina. Si todavía estamos hablando de la epidemia en junio, podría ser un problema.

¿Por qué amenaza más a América Latina?

Por múltiples razones, pero depende del país. Para Ecuador, China es clave para camarón, banano, flores. Por eso, es necesario seguir trabajando en mejorar la relación comercial con China. Si en algún momento se llega a una negociación para un tratado comercial, Ecuador puede tener beneficios y, a la vez, exclusiones para proteger productos sensibles. Una visión poscoronavirus así va a abrir perspectivas positivas de lo que tenemos que hacer con el sector productivo ecuatoriano.

¿Cuál ha sido el efecto en el comercio con China desde que la epidemia se inició?

En este momento no hay riesgo para las exportaciones. No se han registrado afectaciones en los sectores exportador o importador del país. Pero es evidente un impacto a las operaciones de logística en sí. Estos inconvenientes, según las previsiones del Gobierno chino, deberían normalizarse a partir del segundo trimestre. Algunos puertos no están funcionando normalmente por falta de personal por la epidemia. Esto habría dificultado en cierta medida el ingreso oportuno de productos, si bien oficialmente ninguna firma ha solicitado apoyo a nuestras oficinas comerciales.

¿Se prevén restricciones?

No. El panorama en China sigue siendo positivo, porque está ya en curso la reactivación de las cadenas logísticas, las cuales van a seguir mejorando. Las fábricas están retomando, de forma escalonada, las actividades. Y en supermercados se evidencia que los precios de camarón y banano no han variado, lo cual es un buen indicador.

¿Puede caer el consumo de esos productos?

Se esperaba un buen desempeño para el banano en el 2020, pero la demanda ha bajado. Debido a la epidemia, muchos mercados mayoristas han permanecido cerrados al igual que carreteras en varias zonas de producción de banano chino (Yunnan, Guangxi, etc.). Muchos importadores están observando el desenvolvimiento de la situación a fin de analizar el comportamiento de precios y ventas. La epidemia afectó las ventas de flores ecuatorianas por San Valentín. La cancelación de vuelos y la alarma de la población ocasionaron que el comercio de flores frescas, en el primer trimestre, fuera afectado. Se prevé que la situación mejore en dos meses.

¿Qué se puede hacer si las trabas logísticas persisten?

El presidente Lenín Moreno firmó con China un memorando de entendimiento de cooperación de la franja y las rutas que permite una cooperación entre ambos países y propiciar acciones para solucionar cualquier problema que se presente.

¿Y en cuanto al camarón?

Los consumidores chinos saben que están comprando el mejor producto a escala mundial. Ahora, Ecuador tiene que enfatizar en que es el más seguro, ya que es el único que tiene trazabilidad mundial, es confiable. Ecuador no usa antibióticos en sus crustáceos. Es decir, estamos en capacidad de potenciar y visibilizar nuestros productos desde el punto de vista de seguridad alimentaria. Esto podemos aprovecharlo y, con ello, el camarón ecuatoriano podría sacar una gran ventaja

¿Cómo están cambiando los hábitos en China?

Por las medidas de restricción en la movilidad y por el pánico al contacto humano, hoy se compra a través de plataformas electrónicas. Esas adquisiciones se volcaron a los supermercados y ya no a los mercados húmedos (donde venden animales vivos y otros productos tradicionales). Eso es una ventaja para Ecuador, porque sus productos se colocan mayoritariamente en supermercados.

¿Qué insumos pueden tener más aceptación en este nuevo escenario?

Tendremos que explorarlo, pero China necesita productos con baja manipulación humana, con trazabilidad, mascarillas, gafas de seguridad, productos con vitamina C. Este momento estamos negociando los protocolos fitosanitarios para introducir pitahaya al mercado chino, que se consume diariamente por su alto contenido de vitamina C. Eso va a ayudar a que insertemos esta fruta de forma eficiente.

¿Qué debieran tener en cuenta los exportadores ecuatorianos?

Por ahora nada, aunque sí preocupa la logística. No hemos visto impacto aún y, de producirse, será coyuntural. Soy absolutamente positivo en cuanto a que en el mediano y largo plazo, en la parte económica, vamos a tener un incluso un repunte, gracias a lacalidad y trazabilidad de nuestros productos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (3)
No (8)