El FUT se movilizará el 11 de agosto para pedir resp…
Una cuarta operadora de transporte de Quito cobrará …
La fiscal de Nueva York dice que el gobernador Cuomo…
Podcast: Entérese con EL COMERCIO, 3 de agosto del 2021
El Pentágono se blinda ante un tiroteo en sus inmediaciones
Madre que envenenó y mató a sus hijos en Pifo fue se…
Nueva York exigirá estar vacunado para entrar a rest…
10 heridos deja un accidente de bus en Susudel, Cuenca

El Geofísico reporta incandescencia en la cumbre de volcán Reventador

El volcán Reventador emite una columna Foto: Archivo EL COMERCIO

El volcán Reventador emite una columna Foto: Archivo EL COMERCIO

Imagen referencial. En la cumbre del volcán Reventador se divisó incandescencia. Foto: Archivo EL COMERCIO

El Instituto Geofísico de la Escuela Politécnica Nacional informó este sábado 20 de julio de 2019 que en las últimas horas se registró incandescencia en la cumbre del volcán Reventador, situado a unos 90 kilómetros de distancia de la capital ecuatoriana, Quito.

En el reporte de este sábado, el Instituto indicó que “durante la noche (del viernes) se observó incandescencia a nivel de la cumbre”, y que el resto del tiempo el sector permaneció nublado.

Además, anotó que se reportaron lluvias ligeras en horas de la madrugada, sin provocar lahares.

El Instituto Geofísico indicó que no se divisaron columnas con emisiones de ceniza desde el volcán, que se mantiene en alerta naranja, con una actividad superficial e interna “alta”.

Sobre la sismicidad, explicó que entre el viernes y el sábado se registraron 48 eventos de largo período, 42 explosiones, 8 episodios de tremor de emisión y dos de tremor armónico.

En noviembre de 2002, una erupción del volcán Reventador levantó una gran nube de ceniza que, por efecto de los vientos, se dirigió hasta Quito y cubrió varias partes de la capital del país andino.

El volcán Reventador se ubica en una estribación del ramal oriental de la cordillera andina, que se pierde con el inicio de la cuenca amazónica.

De 3 560 metros de altura, este volcán empezó su actual proceso eruptivo en 2002 y se caracteriza por generar explosiones, emisiones de gases y ceniza, flujos de lava y lahares.