México volverá a clases presenciales aunque el semáf…
Extienden otras dos semanas el máximo nivel de restr…
China se compromete a proporcionar 2 000 millones de…
EE.UU. busca una botella de whisky de USD 5 800 que …
Las características de la vacuna CanSino que llegaro…
La mamá y el padrastro de un niño de 4 años son llam…
Ecuador acumula 490 356 casos de covid-19; 859 se re…
Acnur y OIT firmaron un acuerdo para la integración …

La lluvia cesa de a poco en Guayaquil

Un fuerte aguacero cayó la mañana de este miércoles 22 de enero en Guayaquil. En algunos sectores de la ciudad se presentó una llovizna desde la madrugada. Foto: Mario Faustos / EL COMERCIO

Un fuerte aguacero cayó la mañana de este miércoles 22 de enero en Guayaquil. En algunos sectores de la ciudad se presentó una llovizna desde la madrugada. Foto: Mario Faustos / EL COMERCIO

De a poco, la pertinaz lluvia que cae desde muy temprano en Guayaquil comienza cesar. Un fuerte aguacero sorprendió la mañana de este miércoles 22 de enero a los porteños aunque en algunos sectores de la ciudad se presentó una llovizna desde la madrugada.

Cerca de las 07:30, la intensidad de la lluvia subió causando anegación en varias calles. La circulación de vehículos se dio –por seguridad de los conductores- de manera lenta y avenidas como la Tanca Marengo, Pedro Menéndez, Benjamín Rosales, De las Américas, Francisco de Orellana, 25 de Julio, entre otras, se vieron congestionadas.

Los guayaquileños recurrieron a los paraguas e impermeables para salir de sus casas y dirigirse a sus lugares de trabajo o estudios.

Desde varios cantones de la provincia se reportó también lluvias. En la zona arrocera de Salitre y Samborondón las precipitaciones fueron muy intensas al igual que en ciertos sectores de Daule.

En la provincia de Los Ríos, la Secretaría Provincial de Gestión de Riesgos informó de una suspensión temporal del tránsito en la vía a Las Naves, cantón Ventanas, pues junto a la carretera esta mañana se formó una laguna y al desbordarse cubrió por cerca de dos horas la vía. Luego la situación se normalizó.

En la parroquia Ricaurte, cantón Urdaneta, varios barrios así como el centro se anegaron debido a la torrencial lluvia presentada desde la madrugada de hoy. Los moradores enfrentan, cada vez más, los problemas del colapso del alcantarillado en la localidad.

En ese cantón ven con preocupación el aumento del caudal del río Catarama sin que este al momento presente condiciones de un posible desbordamiento.