Salud destina USD 20 millones para dotar de medicina…
Karla Kanora explora con la cumbia y la marimba
Suspenden temporalmente las corridas de toros en la …
Cuatro personas pierden la vida en un siniestro de t…
Sismo en Cuenca la noche de este viernes 27 de mayo
¿Quién es ‘Leandro’, presunto ‘nar…
La ONU espera elecciones colombianas libre de violencia
Tres personas, incluido un militar, son procesadas p…

Guayaquil y Durán registraron lluvias catalogadas de ‘evento extremo’

El agua tardó en drenar por el alcantarillado en vías de Guayaquil y Durán, a pesar de la marea baja registrada la mañana de este viernes 28 de enero del 2022. La ciudadela El Recreo, en la localidad vecina a la capital guayasense, fue el sector más afectado en el área metropolitana del gran Guayaquil. Foto: Enrique Pesantes / EL COMERCIO

En una sola noche, Guayaquil soportó la mitad de las precipitaciones esperadas para todo el mes de enero. Las más intensas lluvias se registraron entre la tarde del jueves 27 y la mañana de este viernes 28 de enero del 2022 en el centro, en el noreste de la ciudad y en el vecino cantón de Durán.

Boris Malavé, técnico del Instituto Nacional de Meteorología e Hidrología (Inamhi) en la ciudad, catalogó las lluvias como un “evento extremo” del que la entidad había advertido el pasado 26 de enero. Las precipitaciones fueron de carácter intenso y sostenido a lo largo de la noche.

La predicción de lluvias con alta probabilidad de episodios de moderada a alta intensidad -e incluso con tormentas eléctricas eventuales- está vigente hasta el próximo lunes 31 de enero para las provincias de Guayas, Los Ríos y Santo Domingo de los Tsáchilas, en la región Litoral. 

En la estación de referencia del Aeropuerto, en el norte de Guayaquil, cayeron en 14 horas de aguacero más de 100 litros de agua por metro cuadrado. Esa cantidad representa la mitad del promedio esperado para todo el mes de enero, según los registros de 40 años en ese punto de monitoreo.

El promedio mensual histórico o normal de precipitaciones es de 200,7 litros de agua por metro cuadrado en la estación meteorológica del Aeropuerto de Guayaquil. Las lluvias en lo que va del mes de enero exceden en 70 litros del líquido por metro cuadrado a ese rango.

El aporte de sistemas de humedad y la convergencia en el Litoral de vientos provenientes del norte, sur y desde el océano Pacífico, a niveles altos y medios de la atmósfera, abonaron -según Malavé- a fuertes precipitaciones que se extendieron por toda la provincia del Guayas.

Dos viviendas colapsadas en Guayaquil 

El temporal dejó calles anegadas, vehículos averiados en Guayaquil y Durán, donde se reportó incluso el ingresó del agua en viviendas y locales de la cooperativa Sergio Toral (noroeste Guayaquil) o en la ciudadela El Recreo (Durán). 

El Municipio de Guayaquil reportó dos colapsos estructurales de viviendas en la cooperativa Lomas de la Florida y en el bloque 2 de Balerio Estacio, en el noroeste de la urbe, sin que se hayan registrado heridos. También se registraron afectaciones a 10 árboles en distintos sectores de la urbe. 

 

Según el Municipio durandeño, el agua tardó en drenar incluso en condiciones de marea baja la mañana de este viernes, debido al taponamiento de sistemas de alcantarillado y a la falta de dragado del río Guayas. 

La Prefectura de la provincia tiene en marcha un proyecto para dragar el afluente. 

Además, el desbordamiento de los ríos Balao y Tenguel afectó viviendas e inundó calles y avenidas en esas dos localidades de la provincia del Guayas. 

En el cantón Balao se reportaron cuatro familias damnificadas y la estructura de una vivienda comprometida, cuando las calles de sectores como Balao Grande se convirtieron en verdaderos ríos. 

En Tenguel (parroquia rural de Guayaquil) el reporte de personas, viviendas y vías afectadas por el desbordamiento del río estaba aún en proceso de levantamiento por parte del Servicio Nacional de Gestión de Riesgos y Emergencias (Sngre), hasta el mediodía de este viernes 28.