Podcast: Entérese con EL COMERCIO, 13 de junio del 2021
China pone énfasis en explorar el espacio
La Playita del Parque Nacional Machalilla es vital p…
Virtualidad afectó a negocios aledaños a las universidades
Gobierno espera firmar en agosto acuerdo con el FMI
Las personas con albinismo luchan contra burlas y pr…
El Gabinete presidencial junta a tres generaciones
Alexandra Vela: ‘El encuentro es bueno, pero no es u…

A un mes del plagio, los familiares no tienen datos

Familiares realizaron diferentes plantones en Quito. Foto: Archivo EL COMERCIO

Familiares realizaron diferentes plantones en Quito. Foto: Archivo EL COMERCIO

Familiares realizaron diferentes plantones en Quito. Foto: Archivo EL COMERCIO

Este sábado, 12 de mayo del 2018, se cumple un mes del plagio de Katty Vanessa  Velasco y de Óscar Villacís y sus parientes piden información sobre el estado en que se encuentra el caso. Desde lo ocurrido solo han tenido una prueba de vida. Se trata de un video en el que él pide al Gobierno ayude para que sean liberados.

Elvia Villacís, hermana de Óscar, viajó a Colombia el viernes de la semana pasada, 4 de mayo, y volvió el miércoles, 9. Ayer,  contó que logró hablar con las autoridades, les expuso el caso y presentó una denuncia en las oficinas judiciales.

“Me regresé porque allá tampoco hay nuevos informes. Únicamente me dijeron que están en negociación”, asegura Villacís.

La mujer dice que es falsa la información que volvió a circular en las últimas horas, de que su hermano tendría relaciones con el grupo disidente. “No es verdad. Nada de eso es cierto”.

Los parientes de Velasco también quieren datos actualizados de lo que pasa con la pareja, que está en poder del Frente Óliver Sinisterra.

Una de las familiares de Elvia Villacís conversó este viernes, 11 de mayo del 2018, con este Diario y relató que no han tenido información de las autoridades. Por eso, ayer tenían planificado realizar una vigilia en Santo Domingo de Los Tsáchilas, ciudad en donde la joven reside, para exigir que el Estado realice acciones que puedan ayudar a la liberación de la pareja secuestrada.

“Katty no era una muchacha que andaba en malos pasos; ella estudiaba y recién se graduó. Tiene una niña pequeña que la espera”, dijo.

Todos los parientes piden que el tema se aclare cuanto antes y que no se deje en la frontera a los dos ecuatorianos.