1 de marzo de 2020 00:00

Ecuador toma medidas ante el primer caso de Covid-19

Los usuarios del aeropuerto Mariscal Sucre, de Quito, usan mascarillas, como medida de precaución. Foto: Vicente Costales/ EL COMERCIO.

Los usuarios del aeropuerto Mariscal Sucre, de Quito, usan mascarillas, como medida de precaución. Foto: Vicente Costales/ EL COMERCIO.

valore
Descrición
Indignado 7
Triste 5
Indiferente 3
Sorprendido 1
Contento 1
Varias redacciones  (I)

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

La propagación rápida de la nueva cepa Covid-19 en más de 54 países, entre ellos Ecuador, hizo que la Organización Mundial de la Salud cambiara de elevada a “muy elevada” la amenaza del virus. El sábado 29 de febrero del 2020, autoridades nacionales confirmaron el primer caso y anunciaron medidas exhaustivas.

El sábado por la mañana se informó que una ecuatoriana, de 71 años, llegó el 14 de febrero pasado a Guayaquil, proveniente de España, donde residía.

La ministra de Salud, Catalina Andramuño, confirmó la noticia, a través de una rueda de prensa que se llevó a cabo en Guayaquil.

Dijo que se trató de un “caso importado” y que las medidas adoptadas para la prevención no impidieron “que el virus ingresara” al territorio nacional, como ha sucedido en otros 54 países. De acuerdo con la funcionaria, la mujer que reside en Torrejón entró sin sintomatología.

Tras su ingreso al país, dos días después presentó síntomas inespecíficos. Luego, el 22 de febrero, empezó con los problemas respiratorios y fiebre. En la hoja de ingreso a la clínica privada, donde fue atendida inicialmente, se indica que “acude por presentar un cuadro de 12 días de evolución”.

La prueba se hizo en el Instituto Nacional de Salud Pública de Investigación Dr. Leopoldo Izquieta Pérez, que cuenta con los reactivos. Ella, según Andramuño, es atendida en uno de los hospitales destinados para tratar el coronavirus con todos los protocolos activados. No se informó por “temas de seguridad” cuál es la casa de salud ni la ciudad en la que está la paciente.

Franklin Bajaña, subsecretario de Vigilancia de la Salud, refirió que la vigilancia epidemiológica ha identificado a 149 contactos de la paciente que incluye a los que estuvieron en su viaje, familia, amigos y los equipos de salud que la atendieron en los últimos días.

“Es importante indicar que todos los médicos epidemiólogos de Guayaquil y Babahoyo están identificando a cada uno de los contactos para hacerle el seguimiento respectivo. Ellos tienen en este momento que estar en sus domicilios durante la cuarentena”, refirió.

Andramuño afirmó que en primera instancia se informó que eran 80 los contactos, pero que se amplió el margen. “Son conexiones, no casos sospechosos, que han tenido de alguna manera un vínculo con la paciente y nosotros tenemos que hacer el seguimiento durante 14 días, es por eso que se ha aumentado el margen”.

La única sospechosa, especificó, era la hija de la mujer y resultó negativo. A los otros tres, en cambio, se les están tomando las muestras y los resultados se conocerían entre las próximas seis y ocho horas.

El estado de salud actual de la mujer es crítico y se encuentra en terapia intensiva. “Es una adulta mayor que tenía algunas enfermedades persistentes”. Lo dijo el viceministro Julio López.

Por la noche, en cadena nacional, la ministra Andramuño, dijo que el caso se diagnosticó positivo la noche del viernes y por eso se informó la mañana del sábado. Además, que el Ministerio de Salud Pública (MSP) informa con transparencia. Con Gina Watson, de la OPS-Ecuador; Wladimir Ramírez, coordinador de Riesgos del Ministerio de Salud y, Alfredo Bruno, del CRN de Influenza y otros Virus, respondieron preguntas del público.

Esta enfermedad respiratoria tiene un mayor impacto en población vulnerable como adultos mayores o personas con enfermedades crónicas como hipertensión, diabetes u obesidad. Lo explica el médico internista David Larreátegui.

“La mortalidad en este grupo alcanza el 15%. Fuera de esta población no supera el 2%”.

El médico investigador Esteban Ortiz coincidió en que la mortalidad de este virus no es alta. También se refirió a la utilización de equipos especiales para enfrentar este virus. El personal médico que atiende a la paciente sí debe usarlos, pero la ciudadanía en general no.

Andramuño dijo que el personal de Salud está plenamente capacitado en los lineamientos operativos que se trabajó con la Organización Panamericana de la Salud. “Esos protocolos están difundidos y garantizaremos la provisión de los equipos de bioseguridad”.

Estos constan en el Plan de Contingencia Operativo de Respuesta frente al coronavirus, emitido por el Ministerio

Entre otras está el control en aeropuertos, donde se contará con apoyo de los profesionales del IESS. “Vamos a hacer los controles más exhaustivos, es importante que la ciudadanía conozca que se realizan a distancia (…) no es que tenemos que estar cercanos al pasajero, es una cámara a distancia que mide la temperatura corporal”, dijo la Ministra.

Otra de las acciones básicas para la población es el lavado de manos y el uso de gel antibacterial. En caso de presentar síntomas respiratorios deben usar una mascarilla normal.

Este insumo empezó a escasear en establecimientos de Quito, según se constató en un recorrido de este Diario. En un local del norte de la urbe, apenas se hizo pública la noticia, las personas se abastecieron. Un par de horas después se agotaron. Otros insumos difíciles de encontrar son gel antibacterial y alcohol.

En el aeropuerto Mariscal Sucre, los usuarios se colocaron la mascarilla.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (13)
No (3)