27 de julio de 2018 14:26

El 57% de los casos de hepatitis pueden desembocar en cirrosis

La prevención es importante para evitar complicaciones que derivan de la hepatitis. Foto: EL COMERCIO

La prevención es importante para evitar complicaciones que derivan de la hepatitis. Foto: EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Elcomercio.com

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

La hepatitis es una inflamación del hígado. Al ser una enfermedad silenciosa puede ser mortal y desembocar en cirrosis o en cáncer hepático. Este sábado 28 de julio se conmemora el Día Mundial Contra la Hepatitis para enfatizar que la prevención es lo más importante para evitar esos problemas de salud.

Andrés Reyes es coordinador del área de Gastroenterología del Hospital del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) Quito Sur. El médico indicó que hay tres tipos principales de hepatitis. La hepatitis A que ocurre cuando se ingiere alimentos o bebidas contaminadas con heces fecales. Se trata del tipo más común y puede afectar a toda la población, es decir, niños, jóvenes y adultos.

La hepatitis B y C afecta en su mayoría a adultos. Esta se contagia al hacer contacto con fluidos corporales de personas con la enfermedad.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) señala que existe alrededor de 400 millones de personas en el mundo con esta infección. De ellos, el 57% (228 millones) puede desembocar en una cirrosis. Se trata de una enfermedad crónica e irreversible del hígado.

La cifra es 10 veces mayor a las personas con el Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH). En América, la hepatitis causa 125 000 muertes al año. Generalmente son las de tipo B y C.

En el Hospital del IESS del sur de la ciudad de Quito se registró 42 casos de hepatitis desde diciembre del 2017 hasta junio del 2018. 10 de los casos son del tipo A y 13 del B. 19 son por otras causas puesto que al ser una enfermedad viral y al tratarse de una inflamación también puede generarse por exceso de alcohol o medicamentos.

Síntomas

La hepatitis es una enfermedad silente o silenciosa pero pude manifestarse con la pérdida de apetito, anorexia, náusea, vómito, diarrea, orina oscura y heces blancas. La coloración amarillenta en la piel conocida como ictericia es una de los síntomas más comunes.

Si una persona sufre de estos síntomas y malestar en el hígado debe acudir de inmediato a un especialista. El no hacerlo puede generar una infección crónica y en casos graves insuficiencia hepática, un hepatocarcinoma o cirrosis.

El tratamiento consiste en medicamentos antivirales para eliminar los síntomas.

Prevención

El especialista recomendó la vacuna para los tres tipos de hepatitis. Se debe colocar en tres tiempos. Luego de la primera dosis debe pasar un mes para la segunda. La tercera debe suministrarse a los seis meses.

Para evitar la hepatitis A es recomendable lavarse las manos luego de usar el baño; preparar con asepsia los alimentos; hervir el agua que ingiere y evitar el consumo de alimentos en la calle.

Para la B y C además de la vacuna es importante la práctica segura de relaciones sexuales. Si se usa objetos cortopunzantes es necesario cerciorarse de que estén limpios.

Hepatitis, es hora de tratar, diagnosticar y curar’ es el nombre que la OMS le ha dado a las actividades dispuestas para este 2018 en el marco del Día Mundial de la enfermedad.

Según esta organización, se estima que 7,2 millones de personas viven con hepatitis C crónica en la región. De estas, un 25% ha recibido un diagnóstico y unas 300 000 reciben el tratamiento.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)