14 de June de 2009 00:00

Disidente cubana se reencuentra con su hijo en Argentina tras 15 años

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Buenos Aires, AFP

La médica disidente cubana Hilda Molina, autorizada a salir de la isla tras 15 años de negativa del gobierno comunista, llegó este domingo a Buenos Aires y se fundió en un abrazo con su hijo y sus nietos en el aeropuerto internacional de Ezeiza (sur) .

“Gracias a todos” , fue lo único que llegó a decir, en medio de una maraña de fotógrafos y periodistas que intentaban registrar el momento, lo que obligó a la policía aeroportuaria a protegerla y sacarla del lugar.

Tras 15 años de espera, la neurocirujana, de 66 años, salió de la sala de embarque a las 06:20 locales (09:20 GMT) visiblemente emocionada, y se lanzó con los brazos abiertos hacia sus nietos Roberto Carlos, de 13 años; y Juan Pablo, de 8, a quienes no conocía personalmente, para luego abrazarse con su hijo, Roberto Quiñones; y su nuera argentina, Verónica.

La nuera, que ofició de vocera familiar, explicó luego en el aeropuerto que la médica estaba conmocionada y deseaba reencontrarse con su madre hospitalizada antes de hacer más declaraciones a la prensa.

Molina llegó a Buenos Aires con la intención de ver a su madre, Hilda Morejón, de 90 años, que está enferma y vive en Argentina desde mayo de 2008 cuando el gobieno cubano le permitió viajar.

Molina fue autorizada el viernes a viajar a Argentina, luego de 15 años de que el gobierno cubano le prohibiera salir de la isla comunista.

Antes de abordar el avión el sábado en La Habana, la médica había declarado que abandonaba Cuba “sin una gota de rencor” hacia los hermanos Fidel y Raúl Castro, en el poder desde 1959.

Sin embargo, Molina, que fue militante del Partido Comunista Cubano (PCC, único) , había afirmado un día antes que la prohibición de salir de Cuba había sido una “venganza” o “escarmiento”.

Ello motivado en que “ renuncié hace 15 años ” como directora del Centro Internacional de Restauración Neurológica  (CIREN) , había dicho.

Según Fidel Castro, Molina fue destituida en 1994 bajo acusación de querer apropiarse de la institución en caso de caída de su gobierno. Pero la médica asegura que renunció por estar en desacuerdo con prácticas médicas contrarias a su credo católico.

La médica --que tiene permiso para quedarse tres meses, prorrogable hasta 11 meses -- aseguró que no tiene intenciones de radicarse en Argentina, sino que pretende volver a Cuba.

El caso Molina, sobre el que Fidel Castro escribió en 2008 que no se cedería al “chantaje” , generó fricciones entre el gobierno cubano y el argentino y frenó una visita del ex presidente Néstor Kirchner (2003-2007) a Cuba.

La presidenta de Argentina, Cristina Kirchner, que recibió el sábado al hijo, nuera y nietos de la médica, realizó en enero pasado una visita a La Habana -la primera que realiza un jefe de Estado argentino en dos décadas-, que relanzó las relaciones.

“Nosotros, como familia, le hemos dado las gracias a la presidenta por el trabajo de años. Nos ha recibido con mucha sensibilidad y cariño”, relató el hijo de Molina, Roberto Quiñones.

Molina considera que su permiso de salida fue autorizado porque Fidel Castro se alejó hace tres años de la presidencia de Cuba por una enfermedad y fue sustituido por su hermano Raúl Castro.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)