24 de junio del 2020 15:31

Criminalística aplica protocolo covid-19 para hombre hallado muerto dentro de vehículo en el valle de Los Chillos

El simulacro se realizó para evaluar la capacidad de atención en escenarios críticos por el coronavirus covid-19 en Quito. Foto: Julio Estrella / EL COMERCIO

Se aplica protocolos para el levantamiento de cuerpos de personas fallecidas por covid-19 en el país. Foto: Archivo Julio Estrella / EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 6
Triste 14
Indiferente 1
Sorprendido 5
Contento 1
Redacción Elcomercio.com

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El cadáver de un hombre de cerca de 45 años fue recuperado con protocolo covid-19 en el valle de Los Chillos el martes 23 de junio del 2020.

El cuerpo fue hallado en el interior de un automóvil en el estacionamiento de un hospital de Sangolquí, cantón Rumiñahui, al suroriente del Distrito Metropolitano de Quito.

Agentes de Criminalística aseguraron la escena, con equipos de bioseguridad; realizaron el levantamiento, recopilaron evidencias y fumigaron el vehículo, por tratarse de un caso probable de covid-19.

Diego Guerra,
jefe de Operaciones de Criminalística de Quito -entidad que realizó el procedimiento-, señaló que actualmente (cuarta semana de junio) intervienen en tres recuperaciones de cadáveres diarias en la capital de Ecuador.

Según los datos oficiales del Comité de Operaciones de Emergencia (COE) provincial, en Rumiñahui se han registrado 10 muertes por covid-19 hasta el lunes 22 de junio. En el Distrito Metropolitano de Quito se han reportado 424 decesos por la enfermedad.

Cuando las muertes por covid-19 o sospecha de la enfermedad se producen en exteriores, los agentes aplican el protocolo de levantamiento de cadáveres covid-19 vigente para Quito. Los restos son inhumados de forma inmediata, debido a la pandemia, señaló Guerra, en entrevista en Ecuavisa. Criminalística lleva un registro de las huellas dactilares de los fallecidos.

Según Guerra, cuentan con un equipo de 45 expertos y una capacidad para levantar 90 cadáveres diarios, en caso de que sea necesario por la emergencia sanitaria.


Así es el protocolo covid-19 para cadáveres en Quito


El protocolo covid-19 de levantamiento de cadáveres se aplica para recuperar fallecidos por co-vid-19 o por sospecha de la enfermedad, en los exteriores de centros de salud (calle, espacio público, incluso casas, etc.), siempre que no estén relacionados con hechos de violencia (femici-dio, asesinato, homicidio, accidente de tránsito, etc.). El procedimiento involucra al Municipio de Quito, a la Prefectura de Pichincha, a la Policía Nacional y a Medicina Legal.

1. Lo primero es llamar al 911.
En el protocolo se establece que cuando se presenta un falleci-miento por coronavirus o sospecha de covid-19 lo primero que se debe hacer es comunicarse con el ECU 911 para reportar la muerte. Es necesario detallar si el deceso ocurrió en un hospital o en otro sitio.

2. Personal con trajes de bioseguridad. Según el protocolo, en el caso de un deceso en Quito, funcionarios de la Policía, del Ministerio de Salud Pública y de la Empresa Pública Metropolitana de Gestión Integral de Residuos Sólidos (Emgirs) deberán acudir al sitio donde se encuentra el cadáver. Todos ellos usarán trajes de bioseguridad, mascarillas y guantes.

3. Aseguramiento del espacio público.
Una vez en el lugar se realizará un reconocimiento y se desinfectará el área donde se encuentran los restos. Un médico deberá llenar un formulario y enviará la foto del cadáver a un funcionario de la Emgirs. Así se inscribe la defunción. El protocolo dice que todo ese trámite se debe realizar en 20 minutos.

4. Aseguramiento del cadáver. El protocolo determina que es obligatorio embalar el cadáver. Para ese efecto, se lo colocará en una bolsa numerada que previamente estará desinfectada.

5. Identificación de la víctima. Si el fallecido porta cédula de identidad, se realizará una impresión del código de barras que se encuentra en ese documento. Si no tiene identificación, Medicina Legal tomará las huellas dactilares de los 10 dedos de las manos, para cotejarlas con la base de datos del Registro Civil.

6. Intervención de funeraria. El protocolo contempla la verificación de cobertura exequial, para conocer si la persona fallecida tuvo cobertura de seguro social o seguro privado. Si no cuenta con ningún tipo de cobertura, y si los familiares no poseen los recursos para cubrir los gastos, el cuer-po será llevado a una de las funerarias integradas al protocolo para realizar gratuitamente la in-humación o cremación, según la disponibilidad.

7. Sin velatorio. En el protocolo se recomienda no realizar una autopsia al fallecido. El cadáver tampoco puede ser embalsamado. Tampoco habrá velación; un fallecido recuperado con proto-colo covid-19 será inhumando o cremado.

8. Información a familias. Personal de la Emgirs deberá informar a los familiares dónde se en-cuentran los restos cremados o sepultados.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (30)
No (7)