20 de June de 2009 00:00

La banda del Flashback recreó el muro de Waters

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Redacción Espectáculo

Sobre el escenario del Teatro Variedades de Quito varios bloques con cartones blancos simulaban  a los ladrillos de una pared derrumbada.



Tumbando muros
La banda  fue integrada  por Ricardo de la Cuesta  (vocalista de Anima Inside), Diana Cárdenas, Rosy Soto, Juan Márquez, Esteban Torres, Mauricio Maldonado, Juan Vaca, Andrés Carillo y Johnny Ayala  (La Grupa).
El tema Hey you  está en el álbum, pero no en la película. Sin embargo, la banda tocó este tema y proyectó una edición que repetía algunas imágenes de la película.
En la interpretación  de Another brick in the wall varios niños se sumaron para cantar el coro de este tema.
Algunos temas como  The trial fueron presentados con las voces originales del filme.Los restos eran parte de la escenografía del concierto en que la banda del bar retro Flashback rindió un homenaje a una de las agrupaciones británicas más importantes de la historia del rock: Pink Floyd.

Las noches del miércoles y el jueves, el grupo recreó el concepto creado por Roger Waters, líder de la banda inglesa. En el concierto, como en el álbum y en la película, la pared funciona como un símbolo de las trabas que  la sociedad impone.
 
Detrás de los ladrillos estuvo la banda, y sobre la pared del fondo se proyectaba la película dirigida por Alan Parker. Las imágenes de la película dibujaban la metáfora de cómo afecta a un ser humano la sociedad, la familia, la religión, la educación caduca y la televisión viciada.

La puesta en escena del concierto estuvo muy bien lograda. La escenografía aludía a varios símbolos de la represión que toca la cinta.
Los martillos cruzados, la televisión encendida, el traje de militar representaban los conceptos ideados por Waters y filmados en 1982.

En el escenario, el grupo integrado por nueve músicos recreaba con calidad el sonido de Pink Floyd. Los solos de guitarra y los redobles de la batería, característicos en la música del grupo británico, fueron interpretados con energía por los músicos.
 
Los teclados crearon la atmósfera espacial propia de Pink Floyd y dos chicas, vestidas de colegialas, hacían los coros.

En el centro, en un sofá iluminado por una pequeña lámpara estaba sentado Ricardo de la Cuesta  (vocalista de Anima Inside). El cantante interpretó los distintos temas emulando las voces de Bob Geldof (protagonista del filme ‘The wall’) y de los vocalistas de Pink Floyd: Waters y David Gilmour.

Sin embargo, por momentos su voz se perdió en el intento por alcanzar el dramatismo de las voces originales. Eso y las descoordinaciones entre la imagen y la música fueron los puntos bajos de este recital.
 
Pero más allá de ello, el concierto fue intenso y emotivo. La banda captó el espíritu musical de Pink Floyd y lo mostró en el escenario. Y por momentos alcanzó un nivel técnico bastante similar al del grupo inglés.

Además de la interpretación musical, el público pudo apreciar el filme y mirar el sentimiento de desolación que deja el abandono  por la guerra.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)