6 de agosto de 2020 18:07

Gente solidaria ayuda a joven que fue drogado con escopolamina en su departamento durante un robo en Quito

Imagen referencial. El joven fue drogado con escopolamina en su departamento y luego un sospechoso sustrajo sus pertenencias. Foto: Pixabay

Imagen referencial. El joven fue drogado con escopolamina en su departamento y luego un sospechoso sustrajo sus pertenencias. Foto: Pixabay

valore
Descrición
Indignado 10
Triste 0
Indiferente 71
Sorprendido 2
Contento 71
Unidad de Noticias

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Avanzan las investigaciones por el robo que David sufrió tras ser drogado con escopolamina al interior de su departamento, ubicado en el centro de Quito. La mañana del jueves 6 de agosto del 2020, él dialogó con este Diario y contó que siete policías lo visitaron para recoger evidencias y tomar fotografías.

El hecho ocurrió a las 18:15 del martes 4 de agosto, luego de que el joven se reuniera con un hombre en su casa y consumieran bebidas alcohólicas. Se quedó dormido tras tomar un poco de cerveza y al despertar se encontró con que le robaron una computadora, un iPad, una bicicleta, un televisor, dinero en efectivo, una consola de videojuegos y prendas de vestir.

La Policía se comunicó con él luego de que denunciara el caso en redes sociales y un grupo de investigadores lo visitó. “Se hizo una especie de reconstrucción de los hechos”, acotó el joven.

Se llevaron los vasos en los que David y su acompañante tomaron cerveza. También la botella de licor fuerte que el hombre llevó al departamento, así como las cuatro grabaciones de video que captaron las cámaras de seguridad del edificio y en las que aparece el sospechoso. “Viste gorra y mascarilla. Se nota su fisonomía”, manifestó la víctima.

Vestía una chompa negra y jeans. “La cámara filmó que el señor bajó con la bicicleta y se va”. Llevaba una mochila en la espalda.

David contó que muchas personas se solidarizaron con él. Temía quedarse sin empleo porque le sustrajeron la computadora de la oficina. No obstante, sus jefes comprendieron lo que ocurrió y le proporcionaron otra máquina de similares características para que continúe con sus actividades laborales.

En las redes sociales, las personas se organizaron para proporcionarle una bici. Incluso ofrecieron una cuenta bancaria para reunir allí las donaciones económicas. “Si les es posible apoyarlo con alguna contribución económica, no importa el valor, háganlo. Lo importante es el gesto y que sepa que no está solo”, escribió la activista Lgbti Pamela Troya en Twitter.

También le ayudarán con una bicicleta usada, la cual puede remodelar. Para David, lo más difícil fue denunciar lo que ocurrió ante las autoridades. “Acudí a varios sitios y me dijeron que no podían receptar las denuncias. Por eso publiqué (mi caso) en Twitter, no sabía qué hacer. Luego de que hice escándalo en redes sociales me ayudaron”.

El joven contó que acudió a dos sucursales de la Fiscalía y aseguró que no lo ayudaron oportunamente.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (25)
No (17)