29 de diciembre de 2018 17:12

Atuntaqui, en Imbabura, busca atraer avisitantes con su fiesta de Fin de Año

Los integrantes de la Corporación 31 de Diciembre y vecinos de la urbe participaron en el pregón en el que se imitó la labor de los agentes civiles de Tránsito. José Luis Rosales/El Comercio

Los integrantes de la Corporación 31 de Diciembre y vecinos de la urbe participaron en el pregón en el que se imitó la labor de los agentes civiles de Tránsito. José Luis Rosales/El Comercio

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 0
José Luis Rosales

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

La Fiesta popular de Inocentes y Fin de Año es uno de los atractivos que ofrece la provincia de Imbabura, ubicada en el norte de Ecuador, durante este feriado.

Es una actividad que concita el interés de vecinos y turistas. El año pasado se calcula que solo el último día habrían llegado 35 000 espectadores.

Los socios de 17 clubes ultiman sus alegorías para participar en el gran desfile de comparsas, que se desarrollará en la ciudad de Atuntaqui, la tarde del 31 de diciembre.

La celebración, que esta vez empezó el 27 de diciembre y finalizará el 5 de enero, fue declarada hace 11 años patrimonio cultural inmaterial de la nación. El programa comprende de seis números.

La noche de hoy, 29 de diciembre, se cumplirá el tercer acto que es el traslado de la volatería y el acompañamiento a Papá en su agonía, como le llaman con afecto al monigote.

El recorrido empieza en las inmediaciones del Complejo Cultural Fábrica Imbabura. En esta antigua factoría textil se originó esta festividad, explica Wilfrido Vinueza, presidente de la Corporación 31 de Diciembre, responsable de la organización.

En esta escena humorística se escenificará una supuesta intervención quirúrgica “para intentar salvar la vida a Papá”, explica el directivo.

Ayer se hizo una especie de pregón, al que le conocen como Bando, que recorrió las céntricas calles de esta ciudad textil. Esta parodia se inspiró en la labor que cumplen los agentes civiles de Tránsito y en la instalación de los radares en las vías del país. Durante este desfile se leyó una especie de testamento, al que también le llaman Bando.

Entre tanto, el tema central para despedir este año decidieron remedar la salida del país de Fernando Alvarado, exsecretario de Comunicación.

Durante dos meses, los socios de la Corporación 31 de Diciembre trabajaron en un monigote gigante. El muñeco portará un grillete, como los que usaban antiguamente los reos, sujeto a su pierna con una cadena. Mientras que, en una de sus manos sostendrán un dispositivo electrónico. Por la noche, en la Plaza Cultural Libertad habrá un programa especial de despedida del año.

El programa finaliza con un concurso de inocentes y el cierre de temporada que se cumplirá el 5 de enero.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (3)
No (0)