Armada rindió homenaje póstumo a soldados fallecidos en atentado en Mataje

Jenny Cedeño, mamá de Sergio, estuvo sentada junto a sus dos familiares. Durante la ceremonia no pudo contener las lágrimas al recordar a su único hijo.

Jenny Cedeño, mamá de Sergio, estuvo sentada junto a sus dos familiares. Durante la ceremonia no pudo contener las lágrimas al recordar a su único hijo.

El acto se realizó la tarde de este miércoles 20 de marzo de 2019 en las instalaciones de la Infantería de Marina en Guayaquil. Foto: API

Con una misa campal, la Armada del Ecuador realizó un homenaje póstumo a los cuatro soldados que fallecieron el 20 de marzo de 2018 en un atentado en Mataje (Esmeraldas).

El acto se realizó la tarde de este miércoles 20 de marzo de 2019 en las instalaciones de la Infantería de Marina en Guayaquil. Contó con la presencia del jefe del Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas, Roque Moreira; el jefe de la Armada, Darwin Jarrín; y los familiares del marino Sergio Elaje Cedeño, que falleció durante el ataque.

El altar donde se oficializó la misa estuvo decorado con ramos de rosas blancas y la bandera del Ecuador. El sacerdote recordó a los soldados Sergio Elaje Cedeño, a Luis Alfredo Mosquera Borja; a Jairon Sandoval Bajaña y a Wilmer Álvarez Pimente. Oró por ellos y porque sus familias encuentren la paz para superar el dolor.

Jenny Cedeño, mamá de Sergio, estuvo sentada junto a sus dos familiares. Durante la ceremonia no pudo contener las lágrimas al recordar a su único hijo.

El jefe de las FF.AA y el jefe de la Armada se acercaron a ella para darle el pésame por Sergio.

Para Cedeño la fecha es muy dura. Recordó que su hijo y los otros marinos fallecidos “perdieron su vida por defender a su Patria” y que todavía están esperando la promesa de que se los declaren héroes.

Jenny Cedeño, mamá de Sergio Elaje, estuvo sentada junto a sus dos familiares. Durante la ceremonia no pudo contener las lágrimas al recordar a su único hijo. Foto: API

Por su parte, Jarrín enfatizó que dentro de la institución “hay gente valerosa que hace eco del juramento que hacemos al graduarnos, de rendir nuestras vidas de ser necesario en defensa de la Patria”.

El pasado 20 de marzo, los soldados se encontraban realizando un patrullaje en el sector de Mataje cuando fueron víctimas de un atentado por el frente Óliver Sinisterra que estaba liderado por alias Guacho. Los miembros de este grupo criminal colocaron un artefacto explosivo que causó la muerte de los uniformados y dejó 11 heridos.