12 de octubre de 2019 11:56

25 000 personas del centro de Ambato y la zona norte están sin agua potable

Tanqueros de agua distribuyen el liquido a los afectados. Foto: Cortesía

Tanqueros de agua distribuyen el liquido a los afectados. Foto: Cortesía

valore
Descrición
Indignado 6
Triste 3
Indiferente 3
Sorprendido 0
Contento 1
Modesto Moreta

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Al menos 25 000 personas, en el centro de Ambato y las ciudadelas Ingahurco Alto, Ingahurco Bajo, Miraflores y Ficoa están sin el servicio de agua potable desde el lunes 7 de octubre del 2019. El apoderamiento de los comuneros de Pasa y San Fernando de la planta de tratamiento de la Tilulum, ubicado en la antigua vía a Guaranda, provocó el desabastecimiento.

Desde el miércoles 8 de octubre los tanqueros del Cuerpo de Bomberos y de la Empresa Municipal de Agua Potable y Alcantarillado de Ambato (Emapa) realizan la distribución del liquido en el centro de la urbe, mientras el prefecto de Tungurahua, Manuel Caizabanda; la vicealcaldesa de Ambato, Diana Caiza.

Además, el gerente de Emapa, Ricardo López y un grupo de concejales mantienen reuniones con los cabildos de las parroquias de Pasa y San Fernando para restablecer el servicio del líquido vital.

Según Ricardo López, gerente subrogante de la Emapa, esperan que hoy, sábado 12 de octubre del 2019, llegar a un acuerdo con las comunidades para iniciar la reparación de la tubería afectada. Eso devolvería al sistema 150 litros de agua por segundo.

El técnico indica que reparar el sistema tardaría entre 3 a 5 horas, puesto que se retiraron accesorios de la línea de conducción como un macromedidor, uniones mecánicas de 200 milímetros. “Esperamos que esos equipos nos devuelvan caso contrario deberemos reemplazarlos”.

Al momento se cumple una reunión en el sector de Tilulúm con las autoridades de Ambato y Tungurahua. En el centro de Ambato una motobomba con dos miembros del Cuerpo de Bomberos entregan agua a las familias que con baldes, tazones y otros utensilios.

Hasta el parque Montalvo, en el centro de la urbe, arribó Miguel Álvarez para recolectar agua. Trabaja en un restaurante de la zona. “La situación es complicada porque no hay agua para preparar los alimentos y la limpieza de los inodoros. Esperamos que la situación mejore”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)