25 de mayo de 2017 16:14

Transmisión maternofilial de sida y sífilis baja en Latinoamérica, según OPS

En el periodo de 5 años, un total de 2 100 niños contrajeron VIH (el virus que causa el sida), la mayoría por transmisión maternoinfantil en 2015, un 55 % menos que en 2010.

Imagen referencial. En el periodo de 5 años, un total de 2 100 niños contrajeron VIH (el virus que causa el sida), la mayoría por transmisión maternoinfantil en 2015, un 55 % menos que en 2010. Foto: MaxPixel

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Agencia EFE

La transmisión de sida y de sífilis disminuyó en más de la mitad entre 2010 y 2015 en América Latina y el Caribe, según un informe publicado esta semana por la Organización Panamericana de la Salud (OPS).

El estudio presenta los datos de 35 países y 17 territorios de la región a partir de 2010, cuando los estados miembros de la OPS aprobaron la estrategia y el plan de acción para eliminar esas enfermedades.

En el periodo de 5 años, un total de 2 100 niños contrajeron VIH (el virus que causa el sida), la mayoría por transmisión maternoinfantil en 2015, un 55 % menos que en 2010. Sin embargo, el ritmo de reducción se frenó en los últimos años, ya que mientras entre 2010 y 2011 los nuevos casos cayeron en 800 niños, solo descendieron en 100 entre 2014 y 2015.

"Los países han hecho grandes esfuerzos para prevenir la transmisión de madre a hijo del VIH", afirmó el director del Departamento de Enfermedades Transmisibles y Análisis de la Salud de la OPS, oficina regional para las Américas de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Marcos Espinal.

Sin embargo, agregó, "cada vez que nos acercamos a eliminar la transmisión de una enfermedad, avanzar se hace más difícil porque implica llegar a todas las mujeres, sobre todo a aquellas que históricamente encuentran barreras para acceder a los servicios de salud".

En 2015, el 72 % de las embarazadas de América Latina y el Caribe se hicieron la prueba para conocer su estado de VIH y el 88 % de las positivas recibieron tratamiento, lo que significó un aumento del 16 % y del 71 % desde 2010, respectivamente.

Además, la OPS indicó que el acceso al tratamiento, sumado a otras intervenciones, redujo la tasa de transmisión maternoinfantil del VIH del 15 % al 8 % en cinco años, aunque la meta es llegar al 2 %.

El informe también advirtió de que los nuevos casos de sífilis congénita, que se manifiesta desde el nacimiento, en la región se duplicaron desde 2010, de 10 850 casos a 22 400 en 2015. Ese año, el 83 % de las embarazas en los servicios de atención prenatal se hicieron la prueba para detectar la sífilis y el 84 % de las positivas recibieron tratamiento.

Actualmente, la cantidad de niños nacidos con sífilis congénita en la región, 170 por cada 100 000 nacidos vivos, triplica la meta de eliminación que se ubica en 50 por cada 100 000. La OPS cree los países necesitan que al menos el 95 % de las embarazadas reciban atención prenatal, se realicen las pruebas, y que casi la mayoría de las diagnosticadas reciban el tratamiento adecuado, para reducir al máximo los niños que contraen VIH de sus madres o nacen con sífilis congénita.

América Latina y el Caribe, agregó la OPS, no ha eliminado la transmisión maternoinfantil del VIH y de la sífilis como problema de salud pública, pero 18 países y territorios están en esa dirección. Cuba fue el primer país del mundo en lograrlo y en recibir la validación de la OMS.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)