23 de septiembre de 2015 12:49

‘Vengo Volviendo’ explora formas alternativas de hacer cine

Los realizadores realizan la mezcla de sonido y corrección de color, proceso final de la fase de producción. Foto:Cortesía Filmarte.

Los realizadores realizan la mezcla de sonido y corrección de color, proceso final de la fase de producción. Foto:Cortesía Filmarte.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1
Gabriela Vivanco
Redactora (I)

‘Vengo Volviendo’, película producida por Filmarte, está en la recta final de la producción. Actualmente se realiza la mezcla de sonido y la corrección de color de la película. Luego de esto, los realizadores se centrarán en el estreno nacional el 16 de octubre y se alistarán para las exhibiciones itinerantes del filme a lo largo y ancho del Azuay.

El domingo 27 de septiembre se estrenará en Ecuador TV la teleserie ‘Clack’ que cuenta con seis capítulos con los que se profundiza en el proceso de producción del largometraje. El programa se trasmitirá por seis domingos consecutivos a las 20:00. Además, del 27 de octubre al 4 de diciembre se realizarán las exhibiciones itinerantes que recorrerán todos los cantones del Azuay.

Clack en la TV

Descubre como se grabó la película del Azuay. Espera #Clack por @EcuadorTV en Septiembre.

Posted by Filmarte on Lunes, 14 de septiembre de 2015

Aunque puede sonar en un primer momento confuso, “lo importante de esto no es la película en sí, sino cómo se hizo”, señala su director Gabriel Páez. Se refiere a que ‘Vengo Volviendo’ es parte del proyecto Encuentros con el Cine un laboratorio que nació en 2010 para formar, producir y distribuir cine de manera alternativa. La idea consiste en ir a una provincia y, tras la realización de ‘castings’, trabajar con jóvenes de distintas comunidades durante todo el proceso de elaboración del filme.

En principio, -explica Isabel Rodas, la productora Ejecutiva de Filmarte- deseaban realizar una película con este método en cada provincia del país, pero se dieron cuenta que es una labor titánica que demanda de una fuerte cantidad de recursos económicos y humanos que no poseen. Ahora la expectativa es menos ambiciosa, la intención es realizar un filme en las cuatro regiones.

El primer proyecto se realizó en Santa Elena, del que nació ‘Santa Elena en bus’. Tres años después le llegó el turno al Azuay, una provincia de la Sierra. Aún no saben si el siguiente trabajo lo harán en el Oriente o en Galápagos.

En Azuay participaron en el 'casting' más de 200 personas. 21 fueron los escogidos y ellos ingresaron a una especie de internado en el que, después de recibir talleres sobre el proceso cinematográfico, se dedicaron de lleno a la producción de 'Vengo Volviendo'.

La historia se centra en Ismael (Juan Zumba), un joven hijo de migrantes, criado por su abuela, que ahora busca viajar a Estados Unidos. Para conseguir el dinero para el viaje tendrá que repartir los productos de su abuela curandera. Esto le obligará a recorrer su provincia y descubrir sus tradiciones, leyendas y mitos.

Video: YouTube/Filmarte Ec.

Rodas comentó que el proceso de selección de las leyendas fue democrático. La elección se realizó por votación con la que quedaron tres mitos populares: ‘La caja ronca’, ‘La loca del pueblo’ y ‘El señor de las aguas’. Páez agregó que se fijaron en historias que podían ser llevadas al cine con los recursos que contaban.

Estas leyendas se unen a través de un hilo conductor que es una historia de camino y que aborda el tema de la migración. Para los realizadores, el filme muestra una versión muy particular de este drama humano. Por un lado, proyecta una visión desde las personas que se quedaron y a la vez ofrece un punto de vista “optimista”, señala Páez. Rodas acota que con el personaje de Luz quisieron acentuar ese optimismo; “ella se fue del país y cuando regresó se dio cuenta de un montón de cosas que antes no veía”, indica.

‘Vengo Volviendo’ además plantea reflexiones y preguntas sobre la identidad. Las respuestas –señalan los creadores- dependen del público, las encuentra cada espectador. “La gente se olvida de regresarse a ver; de lo que somos y no de lo que proyectamos”, destaca el director.

La producción superó los USD 500 000, que fueron financiados en un 90% con fondos públicos, de manera especial a través de fondos concursables del Consejo Nacional de Cine. La ceremonia de estreno está prevista para el 16 de octubre en Cuenca.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (6)
No (1)