25 de marzo de 2016 10:51

El vello de la nariz no está ahí para incomodarlo

Los vellos protegen a las fosas nasales de bacterias e impurezas. Foto: Pixabay

Los vellos protegen a las fosas nasales de bacterias e impurezas. Foto: Pixabay

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 3
Triste 2
Indiferente 2
Sorprendido 15
Contento 22
Paola Gavilanes

La sugerencia del otorrinolaringólogo Marco Antonio Flores es que permita que el vello de las fosas nasales crezca con libertad. Pero si usted es de aquellas personas que lo considera antiestético puede recortarlo, pero jamás depilarlo.

La depilación consiste en arrancar los vellos de raíz y esa acción, además de provocarle dolor, podría ocasionarle sangrados e incrementar las posibilidades de contraer rinitis alérgica, una inflamación de la mucosa nasal, caracterizada por un incremento de la secreción, congestión, estornudos…

Eso se produce porque las fosas nasales quedan desprotegidas y las bacterias que se encuentran en sustancias como el polvo, esmog o polen tienen vía libre para generar dichas molestias.

La función de los vellos es, según Flores, retener las partículas contaminantes y pegarlas en la mucosa. Esas partículas finalmente abandonan las fosas nasales durante la limpieza diaria. Lo mismo sucede con el vello que crece en la parte interna de la oreja: filtra el aire.

El vello de la nariz también sirve para humedecer el aire que inhalamos, protegiendo así el aparato respiratorio y evitando gripes y resfriados.

El cuidado en las personas de la tercera edad es mayor en torno a ese tema ya que el vello demora en crecerles.

Recomendaciones para cortar el vello de la nariz

Si después de leer la anterior información continúa con las ganas de retirarse el vello, hágalo, pero con mucho cuidado y evitando arrancarlos de raíz. Estas son las sugerencias del especialista:

1.- Lávese las manos antes y después de cortar el vello.

2.- Recorte el exceso, es decir, las puntas de los vellos que salen de las fosas nasales.

3.- Para esa labor utilice una tijera esterilizada.

4.- Después de recortar el vello, humecte las fosas nasales. Puede utilizar gotas de suero fisiológico.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (49)
No (6)