28 de julio de 2017 00:00

Los tsáchilas interpretan sus leyendas

El proyecto pretende difundir el idioma tsa’fiki. Foto: Juan Carlos Pérez / EL COMERCIO

El proyecto pretende difundir el idioma tsa’fiki. Foto: Juan Carlos Pérez / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 3
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 1
María Victoria Espinosa
Redactora
(F – Contenido Intercultural)

En la comuna Congoma se desarrolla una investigación para interpretar las leyendas y mitos tsáchilas. El proyecto nació hace un año, cuando una investigación determinó que 60% de los niños y jóvenes de esa comuna no conocía la tradición oral tsáchila ni hablaba el tsa’fiki, el idioma ancestral.

Ángel, Marco y Alfonso Aguavil son los investigadores del proyecto. Ángel señaló que tardaron más de seis meses en definir las 15 leyendas, que serán parte de un libro en tsa’fiki con traducción al español.

Para interpretar una leyenda o mito, primero se debe escuchar la historia de las abuelas tsáchilas. Según el historiador oral tsáchila Augusto Calazacón, hasta hace 50 años ellas eran quienes relataban las leyendas a sus hijos. Lo hacían en la tarde, luego de que los niños jugaran en el bosque.

Pero la colonización hizo que los hogares tsáchilas empezaran a utilizar los productos de los mestizos. Por ello, las mujeres también empezaron a trabajar recolectando frutos para venderlos a los colonizadores o en pequeñas tiendas que de a poco se fueron abriendo en las comunas, y les quedó poco tiempo para continuar con esa tradición oral.

Para Alfonso Aguavil, las historias no solo son parte de una cultura de entretenimiento, sino que son una forma de conocer cómo vivían y pensaban los ancestros tsáchilas.

Ángel Aguavil señaló que la leyenda del ave Valdivia ya no se conoce porque ya no hay tsáchilas que cazan y el bosque quedó reducido a unas 10 hectáreas en el Congoma. Por ello, las aves ya no habitan con frecuencia y los tsáchilas ya no cuentan ese mito.

Los investigadores señalaron que hubo historias que tardaron más en descifrarlas. Eso debido a que el idioma ancestral ya no se pronuncia ni se escribe igual.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (1)