6 de noviembre de 2017 15:47

Thor eleva su martillo a la cima de la taquilla

'Thor: Ragnarok' tuvo una recaudación estimada de USD 121 millones. Foto: EFE / Marvel Studios

'Thor: Ragnarok' tuvo una recaudación estimada de USD 121 millones. Foto: EFE / Marvel Studios

valore
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Tendencias
y Agencias

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El filme ‘Thor: Ragnarok’ permitió al actor australiano Chris Hemsworth reencontrarse con su personaje como el Dios del trueno y a Marvel, con el primer lugar en la taquilla en los cines de Estados Unidos y Canadá, en su primer fin de semana de estreno (4 y 5 de noviembre del 2017), según cifras provisorias de la empresa Exhibitor Relations.

Las críticas destacaron el humor de esta nueva producción, con un género habitualmente más serio y que recaudó USD 121 millones desde el viernes 3 de noviembre. En segundo lugar quedó ‘Bad Moms 2’, con USD 17 millones y atrás quedó ‘Jigsaw’, con USD 6,7 millones.

En esta nueva aventura dirigida por Taika Waititi, Thor se encuentra atrapado en el otro extremo del universo sin su poderoso martillo. Envuelto en una carrera contra el tiempo, deberá regresar a Asgard e impedir su destrucción a manos de Hela. Pero antes, deberá sobrevivir a una feroz batalla de gladiadores que lo enfrentará a Hulk.

En la mitología nórdica, Ragnarok significa “hacia el fin del universo”, lo que auguraba uno de los mayores desafíos para el Dios del trueno hasta hoy, en su recorrido cinematográfico. Esa amenaza se materializó con la aparición de Hela, la diosa de la muerte, interpretada por Cate Blanchett. Uno de los enemigos más formidables de Thor y la primera villana femenina protagonista, en una película de Marvel.

No fue el único personaje nuevo que se sumó a la aventura. Tessa Thompson hizo su debut en Marvel como Valquiria, Karl Urban se convirtió en El Ejecutor, Jeff Goldblum le dio vida a un extravagante Gran Maestro y el propio director se metió frente a la cámara para interpretar a Korg.

Para el rodaje, todo el equipo de producción se trasladó hasta Australia, para convertirse en la primera película de Marvel que se filma en el hemisferio sur. Antes de empezar a grabar en esta nueva locación, una tribu maorí local realizó un baile ceremonial en señal de buen augurio.

Un rodaje para el que se crearon más de 2 500 trajes y se construyeron 24 sets para dar forma a un universo de fantasía de Asgard y Sakaar. Durante los descansos del rodaje, Chris Hemsworth y Tom Hiddleston aprovechaban para entregar obsequios a sus fans, tomarse fotos, firmar autógrafos y repartir pizza. Pero en los días de rodaje para Cate Blanchett, la actriz dirigía al equipo de producción en una sesión de ejercicios de calistenia.

Al final de los 84 días de rodaje, la misma tribu que dio la bienvenida a los superhéroes de Marvel y su equipo de producción, los despidió con otra ceremonia.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)