11 de November de 2013 09:54

Motorola trabaja en un tatuaje para hablar por celular

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Motorola inició el trámite en Estados Unidos para patentar un micrófono que se aplica como un tatuaje autoadhesivo en el cuello del usuario.

Para los que vienen siguiendo las últimas declaraciones de los ejecutivos de la compañía (hoy en manos de Google) no es una sorpresa; Regina Dugan, vicepresidenta de proyectos avanzados dentro de la compañía, ya había adelantado su interés por los tatuajes como sistemas de identificación digital.

En rigor, el concepto de tatuaje se aplica aquí en forma algo liberal, porque no se trata de un tatuaje de tinta, sino de un dispositivo electrónico que se pega sobre la piel o (en el peor de los casos) se inserta en forma subcutánea.

De hecho, mucha gente se ha insertado un chip bajo la piel para diversas tareas. Y Nokia también aplicó para patentar tatuajes interactivos (o chips autoadhesivos, mejor) que permitirían un cierto grado de interacción con el usuario, vibrando para alertarnos de algo (seguro notaremos mucho más rápido la vibración de una parte de nuestra piel que la de un objeto en un bolsillo).

Pero estábamos con el micrófono en el cuello. ¿Ventajas? La principal es jugar a que somos agentes secretos en una película; los micrófonos de garganta existen hace tiempo, incluso para usar con un smartphone convencional, aunque algunos no son demasiado vistosos . La firma japonesa Sanwa tiene otro más sutil.

Pero además el hecho de estar tan cerca de la laringe (y a la altura de las cuerdas vocales) les permite tomar el audio que producimos con mucha mayor fidelidad, incluso en entornos muy ruidosos, o si susurramos, lo que sería genial para poder hablar por teléfono sin importunar a los demás (usando también un auricular, claro).

El concepto de Motorola incluye el uso de NFC o Bluetooth para la vinculación con el celular, y alguna suerte de batería para darle vida al equipo. Y, según el portal de tecnología Unwired View, la patente contempla usar el tatuaje para detectar si la persona que lo usa está mintiendo.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)