8 de julio de 2016 22:15

Suspendido jefe de zoológicos mientras se investiga muerte de gorila en México

Imagen cedida por la Secretaría del Medio Ambiente de la Ciudad de México (SEDEMA CDMX) hoy, jueves 7 de julio de 2016, del gorila Bantú del Zoológico de Chapultepec, que murió de un infarto en momentos en que estaba sedado durante su traslado a la ciuda

Imagen cedida por la Secretaría del Medio Ambiente de la Ciudad de México del gorila Bantú del Zoológico de Chapultepec, que murió de un infarto en momentos en que estaba sedado durante su traslado a la ciudad mexicana de Guadalajara para buscar pareja. Foto: Agencia EFE

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 4
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 21
Agencia AFP

El gobierno de la Ciudad de México decidió este viernes suspender temporalmente a su director general de Zoológicos y Vida Silvestre mientras se investiga la sentida muerte del gorila Bantú, cuya especie está en peligro de extinción.

El primate de casi 25 años y 224 kilos sufrió un aparente paro cardiorrespiratorio la noche del pasado miércoles 6 de julio de 2016. En ese momento, el animal estaba sedado para ser trasladado a un zoológico de Guadalajara (Jalisco), donde formaría una familia con dos hembras.

La suspensión de Juan Arturo Rivera Rebolledo, director general de Zoológicos y Vida Silvestre de Ciudad de México, aplicará “hasta que sean entregados los hallazgos de la necropsia y quede demostrado que no hubo mal manejo de los protocolos establecidos para el traslado del animal”, indica un comunicado de la alcaldía.

Los análisis serán realizados por laboratorios y especialistas médicos de la pública Universidad Nacional Autónoma de México, y se prevé que los resultados estén listos en un mes, añadió el parte.

Bantú fue atendido por unos 20 médicos y técnicos especializados que trataron infructuosamente de reanimarlo por más de media hora. El jueves, el Zoológico de Chapultepec se dijo “de luto” por la muerte de este gorila, una de sus principales atracciones.

Ese mismo día, Rivera Rebolledo descartó que la muerte del animal fuera causada por sobredosis de anestesia. “Bantú reportó un peso de 224 kilos y nosotros consideramos una dosis de anestesia para 200 kilos, la dosis fue mucho menor de lo que debiera de ser”, aseguró al diario El Universal.

En mayo pasado, guardias del zoológico de Cincinnati (Ohio, EEUU) mataron a un gorila que tenía atrapado a un niño de tres años que cayó en su foso, hecho que desató una fuerte polémica por tratarse de una especie en peligro de extinción.

Actualmente, se calcula que quedan menos de 175 000 gorilas en estado salvaje en el mundo.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (4)
No (0)