20 de febrero de 2016 15:13

El sol fue una de las claves de Galileo

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 2
Fernando Criollo

Aunque durante el día todas las estrellas del cielo se ocultan, hay una que se roba el protagonismo quedando a la vista de todos. El sol es la estrella más brillante y cercana al planeta Tierra y por la misma razón no es muy recomendable observarla directamente.

Es por eso que aprovechando el aniversario 452 del nacimiento de Galileo Galilei, el Observatorio Astronómico de Quito organizó el Día de los Telescopios, con una visita guiada y observaciones solares, durante la mañana de este sábado 20 de febrero de 2016.

Durante la visita, en la que participaron alrededor de unas 50 personas, se ofreció una charla explicativa sobre los telescopios, su funcionamiento y su uso según su mecanismo. Uno de esos era el Coronado, un telescopio solar que utiliza técnicas de filtración y proyección para la observación directa del sol. A través del ocular es posible percibir el disco solar y las manchas solares que indican el grado de actividad del astro, según explicó el astrofísico Jairo Armijos.

Fueron precisamente esas manchas solares que había observado Galileo Galilei las que se convirtieron en una de las pruebas con las que el ‘Padre de la astronomía’ demostraba que el sol no giraba alrededor de la tierra como se pensaba hasta el siglo XIV, según la teoría geocéntrica. Pero no fue la única prueba que refutaba dicha teoría, la observación de cráteres en la luna y satélites en Júpiter fueron argumentos con los que se inició toda una revolución científica.

Atraído por la curiosidad, Iván Medina llegó en compañía de sus dos hijos hasta el antiguo observatorio ubicado en el parque La Alameda. Aunque no era su primera visita, si era la primera vez que tenía la oportunidad de contemplar directamente al sol y sus detalles. Más que por el sol, su pequeña hija Ariana estaba más interesada en saber cómo encontrar la constelación del Cisne, de la que había escuchado en su escuela.

El padre de familia calificó como positiva la iniciativa del Observatorio Astronómico en incentivar la curiosidad por la astronomía y la divulgación de la ciencia. Conocimientos y aficiones, dice Medina, que solo pueden dar paso a una vocación desde la escuela y el hogar.

Para el próximo viernes, el Observatorio Astronómico presentará una charla sobre ondas gravitacionales en el Hemiciclo de la Escuela Politécnica. Para marzo también están previstas dos charlas. Una sobre cambio climático dirigida al público en general y la segunda sobre nebulosas, orientada especialmente a un público infantil y juvenil. 

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)