4 de junio de 2016 00:00

Un sofá-cama para transformar la sala en dormitorio

El diseño de sofá-cama de El Portal de Grecia  es un estilo contemporáneo en forma de L.

El diseño de sofá-cama de El Portal de Grecia es un estilo contemporáneo en forma de L. Foto: Galo Paguay / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Construir

Hoy en día hay poco espacio para el mobiliario dentro de la casa. Predominan los pequeños departamentos y la decoración tiene que acoplarse a esta realidad. Así lo explica la diseñadora de interiores Carolina Zambrano.

Las alternativas transformables permiten obtener varias funciones de un mismo mueble, lo que a la vez implica mayor organización dentro del hogar.

Frente a esta situación, entre las opciones decorativas que ayudan a optimizar el uso del espacio, el sofá-cama es ideal. Contribuye eficazmente en dos utilidades importantes de la casa: en el día como mobiliario social y en la noche como cama.

En BoConcept hay un amplio catálogo de muebles transformables entre los que constan algunos de este tipo. En los diseños de alta gama de este local predomina el estilo minimalista propio de diseñadores reconocidos en todo el mundo.

Pero si se prefieren diseños clásicos, contemporáneos o vintage, El Portal de Grecia es una opción ideal. Martha Rodríguez, decoradora de interiores del local, asegura que sus diseños son exclusivos y no se realizan en serie. “Más aun cuando se emplean materiales especiales, estos muebles se realizan bajo pedido”.

Entre las alternativas destaca una que como sofá luce un modelo bastante acolchonado en L, y como cama consiste en una de casi dos plazas y media.

Variedad de textiles son aptos para un sofá-cama, indica Rodríguez. Algunas opciones ideales son el terciopelo, la microfibra, el microcuero o la tela ‘aquaclean’, que se puede lavar fácilmente sin sufrir daños. “Es ideal cuando hay mascotas”.

Un diseño contemporáneo, como el de El Portal de Grecia, puede costar hasta USD 2 800, según los detalles del diseño y el material. La mejor forma de lucir este tipo de mobiliario cuando hace parte de la sala es acompañándolo con cojines y, cuando se cuenta con suficiente espacio, se lo puede complementar con poltronas, una alfombra y una mesa de centro.

Al momento de transformar el mueble en una cama se debe “sacar toda la cojinería extra y la del espaldar y los brazos”, dice Rodríguez. Una ventaja interesante de este tipo de sofá es que se le puede dar una función más al incorporar una zona de almacenamiento, tipo cofre, para cobijas o implementos de dormitorio.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)