24 de mayo de 2017 00:00

El déficit de médicos se cubrió con profesionales repatriados

El médico Claudio Vallejo volvió con el plan ‘Ecuador saludable voy por ti’ del Ministerio de Salud.

El médico Claudio Vallejo volvió con el plan ‘Ecuador saludable voy por ti’ del Ministerio de Salud. Foto: Armando Prado / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Diego Bravo
Redactor (I)

La tasa de profesionales de salud se duplicó en los últimos 10 años. Pero el país todavía está a cinco puntos de alcanzar los estándares de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Este es uno de los principales retos que afrontará el nuevo Gobierno en esta materia de cara a los próximos cuatro años de gestión. Según datos del Instituto Ecuatoriano de Estadísticas y Censos (INEC), en el 2010 se registraron 10 304 médicos en el sector público y privado. Hasta el 2015 fueron 29 374, incluidos generales, especialistas, residentes y rurales. Además se cuenta con 16 931 enfermeras.

Una de las medidas que se implementó desde el Ministerio de Salud (MSP) para fortalecer la planta de médicos en el sector público fue el ‘Plan Ecuador Saludable voy por ti’, que comenzó en el 2012.

Con el plan se busca repatriar a los profesionales ecuatorianos que trabajan en otros países y sumar cuadros extranjeros. En la rendición de cuentas de la Cartera de Salud se indicó que 1 612 especialistas repatriados (nacionales y foráneos) han llegado al país bajo esta modalidad del 2012 al 2015.

Según los datos oficiales, en el proceso de selección y contratación se priorizaron las carpetas de médicos especialistas y sub-especialistas. El análisis de las plazas se hizo conforme a la cartera de servicios, infraestructura y necesidad de talento humano de cada centro asistencial.

Un ejemplo es el caso del ginecólogo de Chunchi Claudio Vallejo, de 37 años, quien cursó un masterado en medicina reproductiva en Barcelona y trabajó en esa ciudad. Desde hace cuatro años, él dirige la Unidad de Ginecología del Hospital Eugenio Espejo de Quito. “Quiero retribuir al país lo que aprendí e innovar con más técnicas”.

Otros médicos, en cambio, abandonaron el plan. El neurocirujano Carlos Llumiguano trabajó en España y llegó al Hospital Eugenio Espejo, pero posteriormente se cambió a un centro de salud privado. Hace dos semanas regresó a Europa para continuar su carrera.

Este Diario solicitó estadísticas sobre el número de galenos ecuatorianos que abandonaron el plan, pero el pedido no fue entregado por el Ministerio. Lo único que respondió es que las salidas se debieron a viajes fuera del país para seguir nuevas especialidades o subespecialidades. También por su propia decisión de incursionar en el ámbito laboral privado u otras unidades de la Red Pública Integral de Salud.

La otra fórmula aplicada para disminuir la brecha de especialistas es la capacitación. Del 2013 al 2017 se adjudicaron 3 782 becas de especialidades médicas y técnicas de atención primaria en universidades del país, incluídos 103 profesionales que estudiaron en Cuba.

Pese a eso, cada vez que hay una convocatoria se evidencia una demanda que supera la oferta. En los últimos llamados hasta el 2016 hubo 8 335 postulantes entre la Central, Católica y USFQ, pero solo 815 cupos, según Salud. Para este semestre, en el primer centro, se abrió convocatoria a 17 especialidades.

Para el presidente del Colegio de Médicos del Guayas, Ernesto Carrasco, ha sido importante la repatriación de médicos y la entrega de becas. Pero, recomienda que se implementen proyectos e incentivos que impidan la salida de profesionales a otros países, principalmente a Chile o España.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (2)