5 de septiembre de 2015 10:39

Salserín y sus fans en Guayaquil, 'cómplices' en una noche del recuerdo

Renny Donoso (i), Toñito León, José Félix Ceballos y René Velazco, exintegrantes de Salserín, se presentaron la noche del viernes 4 de septiembre en el Centro de Convenciones de Guayaquil. Foto: Gabriel Proaño / EL COMERCIO

Renny Donoso (i), Toñito León, José Félix Ceballos y René Velazco, exintegrantes de Salserín, se presentaron la noche del viernes 4 de septiembre en el Centro de Convenciones de Guayaquil. Foto: Gabriel Proaño / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 3
Alexander García

Luego de casi dos décadas, una de las formaciones más representativas de la banda juvenil venezolana Salserín se reencontró con el público. En el concierto repasaron los éxitos que enamoraron a cientos de jovencitas latinoamericanas en los años 90.

René, Reny, Toñito y José Félix mostraron en video los cambios físicos sufridos desde que empezaron en la agrupación, siendo solo unos niños, mientras que la mayor parte del público que asistió al Centro de Convenciones de Guayaquil superaba también con holgura los 30 años.

En el concierto, que se realizó la noche de este viernes 4 de septiembre, José Félix Ceballos, uno de los exintegrantes de Salserín, definió al cuarteto y al público como "complices" en la tarea de retroceder el tiempo "17 años".

Ya sin el brillo de la voz de los años de la pubertad, pero con la misma energía y soltura para el baile, Toñito León, que ingresó al grupo con solo 4 años y ahora cuenta con 32, inició el show alrededor de las 22:10 precisamente con el tema al que se lo vinculó: Bebé salsero, que desató los gritos y la histeria del público.

René Velazco, que subió al escenario con el look de un roquero –mostacho y chivera, tatuajes y sombrero de ala ancha, camisa y corbatín- entonó canciones como Un beso no es pecado.

Mientras que Renny Donoso cantó uno de los temas más aplaudidos y coreados en la primera parte del concierto: Rosa en la playa. Un recibimiento similar de las fanáticas tuvo Entre tú y yo y Un amor como el nuestro, con la voz principal de René y el acompañamiento de una orquesta de 14 músicos.

Para el tema Mi gran amor, Toñito y José Felix, que se habían cambiado a ropa más informal, descubrieron debajo de sus chaquetas las camisetas de Emelec y Barcelona, como si el amor que se pelearan fuera el de los equipos de fútbol, algo que fue celebrado por el público. Mientras que Renny y René se quedaron por un rato con camisetas de la selección de Ecuador.

Leandro, otro de los cantantes de Salserín de esta generación, que no puedo estar en el concierto, les dejó a las fanáticas un mensaje en video en el que cantaba parte de Tú eres la que amo. Y en Blanco y negro, Toñito hizo gala de pasos acrobáticos de baile.

René salió descamisado y con guitarra en mano, exhibiendo su musculatura y sus tatuajes, a trata de cantar una versión roquera de Yo sin ti, a lo que renunció ante el reclamo de los compañeros y procedió a cantar la versión salsera original.

Temas como a Amor a primera vista, Yo sin ti, y el reclamado desde el inicio: De sol a sol, cerraron un concierto que se extendió por más de dos horas ante millares de entusiastas fanáticos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)