22 de abril de 2015 14:22

250 especies nativas se siembran en el Metropolitano por el Día de la Tierra

Personal del parque Metropolitano enseñó a los estudiantes cómo sembrarlos árboles y arbustos. Foto: Ana María Carvajal/ EL COMERCIO

Personal del parque Metropolitano enseñó a los asistentes cómo sembrar los árboles y arbustos. Foto: Ana María Carvajal/ EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 2
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 9
Ana María Carvajal

“Vengan, siéntense en la tierra. Sientan su humedad. Les dije que vinieran con ropa que se pueda ensuciar”, les decía Andrés Granja, coordinador académicos de la escuela de Gastronomía de la Universidad de las Américas a tres de los 40 estudiantes que fueron con él la mañana de este miércoles 22 de abril del 2015 al parque Metropolitano Guangüiltagua, en el norte de Quito.

La misión de cada uno era sembrar tres árboles o arbustos de especies nativas en la quebrada Ashintaco, la más grande del parque, como un regalo a la Madre Tierra en su día internacional.

Uno de los jóvenes lucía una camiseta negra, unos jeans que no quería ensuciar y unos zapatos negros, de suela. Se quedó en cuclillas, para escuchar la charla de su profesor. Pero él le pidió sentarse y tocar la tierra y sentir su humedad. La idea, dijo, es que al reforestar, el agua se quede en la tierra y la alimente. Así se evita la erosión.

Granja es responsable de la cátedra de Sostenibilidad Culinaria y para él es importante hablar en su materia sobre el buen uso del agua. Es la tercera vez que va con estudiantes a jornadas de reforestación, porque las considera clases demostrativas. “Hay que reforestar para salvar la tierra”, dijo.

Carolina Taco, de 18 años, es una de sus alumnas. Esta fue la primera vez que sembraba árboles y estaba contenta. “Es algo fuera de lo común. Es bueno salir de la rutina mientras cuidas a la naturaleza”.

Personal del parque Metropolitano enseñaba a los estudiantes cómo sembrar. Los agujeros para árboles eran más grandes que los de los arbustos. Los chicos debían mezclar tierra con abono y poner primero una base de esa mezcla, luego colocar el árbol y finalmente cubrir raíces y parte del tallo con tierra.

También acudieron a la jornada alumnos del Instituto Superior de Mercadeo Administración y Comercio y personal de la empresa Siemens. Guido Rada, presidente ejecutivo de la Fundación Ecuatoriana de Conservación Sembrando Esperanza, explicó que la idea era sembrar 250 plantas durante este día.

Esa organización promueve una iniciativa llamada Siembra un árbol en tu ciudad y según Rada, ya se han sembrado 4 000 en un año. La meta es alcanzar 10 000. En la quebrada de Ashintaco se busca recuperar el hábitat de flora y fauna y el primer paso es la reforestación.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (1)