23 de julio de 2014 00:00

Rectificación a pedido de Carlos Rosero, servicio de Neumología del Hospital Eugenio Espejo

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 0
Carlos Rosero, servicio de Neumología del Hospital Eugenio Espejo

A pedido de Carlos Rosero, líder del Servicio de Neumología del Hospital Eugenio Espejo, y de Carla Zambrano, madre de una paciente con fibrosis quística.

En el artículo  ‘No todos los males que impiden la movilidad califican de discapacidad’, publicado el 17 de julio, “me permito acotar: los pacientes que sufren de fibrosis quística por el hecho de tener este diagnóstico ya son calificados con un grado de discapacidad, mismo que es evaluado en forma periódica ya que esta enfermedad no es estática sino dinámica. El Ministerio de Salud y el Hospital Eugenio Espejo cubren el tratamiento totalmente gratuito de este tipo de pacientes. Además, les provee de micronebulizadores, equipo de micronebulizaciones, broncodilatores, entre otros.

Mediante el Programa de Oxigenoterapia se les proporciona concentrador de oxígeno. La atención integral abarca consultas con especialistas de Neumología, Gastroenterología, Nutrición, ORL, Terapia Respiratoria. (...).

Al momento contamos con 70 pacientes beneficiados de este programa y 20 pacientes por confirmar diagnóstico, por lo explicado no entendemos cuál es el fin de la publicación que además de no tener veracidad, no cumple con los objetivos de una información real, oportuna, adecuada y orientadora. Por lo que rechazamos lo escrito en el artículo y exigimos la rectificación debida del caso”.

Además, cometimos un error en el caso de la niña Luisana S. al decir que su madre, Carla Zambrano, gasta alrededor de USD 800 mensuales importando vitaminas y suplementos con altas calorías. Lo correcto es que ese dinero lo reúne con ayuda de su padre cada tres meses para comprar vitaminas y suplementos con ayuda de sus familiares en el exterior.

Asimismo, se publicó que recibe el 10% de descuento en medicinas con el carné del Conadis, pero este documento no le da este beneficio.

En el caso de los niños Amy y María José, se dijo que su madre, Evelyn Pasquel, invierte USD 700 mensuales con su esposo en nebulizaciones, medicamentos y tanques de oxígeno, pero lo correcto es que ese dinero es para nebulizaciones, con solución hipertónica al 7% y en suplementos nutricionales.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)