24 de marzo de 2015 14:47

Ecuador, premiado por sus políticas para lograr la igualdad de género

El Foro Global de Mujeres Parlamentarias premió a Ecuador por las políticas llevadas a cabo para promocionar la presencia femenina en la política y reducir las desigualdades de género en el país. En la foto, Ximena Ponce, parlamentaria y representante del

El Foro Global de Mujeres Parlamentarias premió a Ecuador por las políticas llevadas a cabo para promocionar la presencia femenina en la política y reducir las desigualdades de género en el país. En la foto, Ximena Ponce, parlamentaria y representante del país en el foro. Foto: EFE.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 29
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 1
Contento 14
Agencia EFE

El Foro Global de Mujeres Parlamentarias (WIP) premió a Ecuador por las políticas llevadas a cabo para promocionar la presencia femenina en la política y reducir las desigualdades de género en el país.

"Este es un premio a la lucha histórica de las mujeres, pero también a la voluntad política expresada en los últimos años y que nosotros llamamos 'la revolución ciudadana'", afirmó a EFE Ximena Ponce, parlamentaria y representante de Ecuador en el foro que se celebra estos días en Adis Abeba.

En la actualidad, el Gabinete del Gobierno ecuatoriano es paritario, y el 42% de los miembros del Parlamento son mujeres. Estas cifras han sido decisivas para que el WIP otorgue este reconocimiento a Ecuador, que en los últimos años ha realizado cambios en su legislación para otorgar más poder y derechos a las mujeres, como por ejemplo, la ley de paridad introducida en la ley electoral.

"También se han realizado políticas en educación, salud, seguridad social y acceso al empleo que han permitido la inclusión de las mujeres en el entorno social", destacó Ponce, que alabó el esfuerzo del presidente ecuatoriano, Rafael Correa, para eliminar la desigualdad de género.

Este país está tratando ahora de incorporar a la Seguridad Social a 1,4 millones de mujeres que trabajan como amas de casa, y cuyo trabajo, recientemente evaluado, representa un 15% del PIB.

En opinión de la parlamentaria ecuatoriana, aunque "todavía queda mucho por hacer" para eliminar las desigualdades de género en el país, estos cambios legislativos están creando una "nueva cultura de representación femenina". "La gente ve en las noticias que hay mujeres y hombres. Esto se va reproduciendo en cuerpos normativos, en los gobiernos autónomos descentralizados o en la dirección de empresas", destacó.

El caso de Ecuador es solo un ejemplo de los avances logrados en Latinoamérica para la promoción de la mujer en política durante los últimos años, explicó a EFE la secretaria ejecutiva de la Comisión Interamericana de Mujeres (CIM), Carmen Moreno.

"La región está intentando pasar de un sistema donde la mujer no existía a otro donde la mujer comparte plenamente todas las responsabilidades políticas", aseveró la mexicana, que también participa en la cumbre del WIP.

Así, destacó varios ejemplos significativos en la región: Chile disfruta de paridad parlamentaria, el Ejecutivo en Costa Rica también es paritario y las mujeres en el Parlamento de Bolivia representan el 53%.

Por el contrario, la peor situación se da en Brasil: "Aunque parezca increíble, porque tienen una mujer presidenta, Brasil tiene un porcentaje muy bajo de mujeres en el Parlamento".

Para combatir estos problemas, "hay que cambiar la mentalidad, que todos se traten por iguales y que se sientan iguales. Decirlo es fácil, pero a la hora de actuar es difícil. Hay que romper, no techos de cristal, sino de cemento", lamentó Moreno.

Latinoamérica se enfrenta además a otro obstáculo que impide a las mujeres desarrollar su liderazgo, algo que Moreno denomina "violencia política": la resistencia que oponen algunos grupos a que entren en política, protagonizando incluso casos de acoso. "Si no eliminamos la violencia contra la mujer desde el nivel doméstico en adelante, no vamos a poder lograr mayor igualdad en el resto de esferas", advirtió.

El año pasado el WIP premió las políticas llevadas a cabo por Bolivia, que en la actualidad cuenta con un 53% de presencia femenina en su Asamblea General.

Gracias a ello, las leyes bolivianas tienen "una mirada femenina", y prueba de ello es, por ejemplo, que el Parlamento acaba de aprobar una nueva ley para acabar con la violencia política contra las mujeres.

Este año, el WIP también ha distinguido a los Gobiernos de Kenia, Bangladesh, Túnez e Italia por haber impulsado políticas para fomentar la participación de las mujeres en la economía, el acceso a la educación básica y universitaria y el liderazgo político.

Las más de 400 parlamentarias que participan en esta cumbre han alabado los logros de estos países, a los que ven como un ejemplo a seguir para lograr definitivamente la igualdad de género.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (7)
No (0)