11 de agosto de 2016 20:49

Seis parroquias rurales del Distrito fueron declaradas como áreas de importancia ecológica

Nanegalito es una de las parroquias del Distrito, declarada como área de importancia ecológica, cultural y desarrollo. Foto: Archivo/ EL COMERCIO

Nanegalito es una de las parroquias del Distrito, declarada como área de importancia ecológica, cultural y desarrollo. Foto: Archivo/ EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 3
Isabel Alarcón
(I)

Nono, Calacalí, Nanegal, Nanegalito, Gualea y Pacto, fueron declaradas como áreas de importancia ecológica, cultural y desarrollo productivo y sostenible, a través de la ordenanza aprobada la mañana de este jueves 11 de agosto del 2016 en la sesión del Concejo Metropolitano.

Eduardo del Pozo, presidente de la Comisión de Ambiente, destacó que esta zona del Chocó Andino es una de las más biodiversas del Ecuador, sino del planeta. Por esa razón, este era un proyecto indispensable para el Distrito. También recordó que se realizó una consulta en la parroquia de Pacto, donde el 92% de las personas se pronunciaron en contra de la explotación minera en el sector.

Según Verónica Arias, secretaria metropolitana de Ambiente, con esta ordenanza se crea un modelo de gestión para una producción compatible con el ambiente, para una conservación de la biodiversidad y ayuda a posicionar al país como uno de los “puntos calientes” en estos temas a nivel mundial.

La Secretaria de Ambiente resaltó que esta ha sido una ordenanza con gran participación y trabajo en conjunto con la junta parroquial y las mancomunidades. Se formará una mesa interinstitucional participativa con representantes municipales y representantes de las parroquias.

Carlos Páez, concejal miembro de la Comisión de Ambiente, dijo que este proceso es un ejemplo de sustentabilidad, porque no solo tiene que ver con la conservación de recursos naturales, sino que tiene que ver con la participación de la comunidad en la definición del espacio.

También incorporaron la disposición transitoria primera, en donde se establece un plazo de cuatro meses para que distintas instancias municipales puedan plantear intervenciones concretas que hagan que esta zona tenga un esfuerzo en estos términos.

Está planteado un programa a cargo de la Empresa Pública Metropolitana de Agua Potable y Saneamiento (Epmaps), para la recuperación de quebradas y manejo integral de cuencas hidrográficas.

Según Arias, se estableció que las empresas metropolitanas mencionadas en la ordenanza, deben generar presupuestos anuales para ejercer estos planes.

Después de la aprobación de la ordenanza, el alcalde de Quito, Mauricio Rodas, dijo que esta es una conquista del desarrollo sostenible y espera que se convierta en un motivo de réplica para otros casos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (4)
No (1)