9 de febrero de 2015 12:23

Salsero Oscar D'León vuelve a tocar en su barrio 32 años después

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1
Agencia AFP
Caracas

El venezolano Oscar D'León, considerado uno de los grandes exponentes de la salsa, deslumbró este domingo (8 de febrero de 2015) a miles de sus seguidores en Antímano, barrio del oeste de Caracas donde se crió y no había actuado desde 1983.

“Regresar aquí es la gloria. Poder venir a actuar frente a toda esta gente es una felicidad muy grande”, dijo el artista de 71 años en rueda de prensa.

Antímano, uno de los barrios más populosos de la capital venezolana (más de 130 000 habitantes) , es la parroquia por la que el músico conducía un vehículo de transporte público cuando compró su primer contrabajo y se convirtió en vocalista y líder de La Dimensión Latina, orquesta que dividió en dos la historia de la salsa en Venezuela.

Una ensordecedora ovación lo recibió cuando se desplazó hacia el centro del escenario, con camisa blanca y sombrero, frente a una multitud que tarareaba la letra de Llorarás, el máximo éxito que logró con su antigua agrupación.

Antes, D'León explicó que Llorarás, de cuya grabación se cumplen 40 años, es una canción que lo conecta con su lugar de origen porque la escribió cuando vivía allí y apenas soñaba con pertenecer al mundo del espectáculo.

Cuando La Dimensión Latina necesitó un tema para terminar su disco de 1975, se la tarareó al pianista repitiendo el estribillo “porque no le había escrito más letra”.

La fiesta callejera, organizada por el gobierno socialista con el lema “Por la paz y la vida”, comenzó al mediodía bajo un sol radiante que cedió poco antes de que el ídolo tomara el escenario.

“Eso es lo que queremos en el país. ¡Paz! No queremos más confrontaciones”, expresó Oscar D'León, con respecto a la polarización política que ha experimentado Venezuela, especialmente con la llegada al poder de Hugo Chávez (1999-2013) y su sucesor, el actual presidente Nicolás Maduro.

En las paredes, grafiteros le dedicaban dibujos acompañados por su grito de guerra, el mismo que soltaba mientras caminaba entre una multitud de reporteros y curiosos: “¡Sabrooosooo!”

“Es muy emocionante verlo de nuevo por acá y lo mejor es que es en la calle, para todo el mundo. Tenía muchos años que no lo escuchaba cantando”, dijo Maritza Rojas, una ama de casa de 60 años, mientras D'León actuaba.

“Se ve fuerte todavía. Qué bueno que conserva buena salud”, comentó Héctor Gutiérrez, mecánico de 48 años, sobre el ídolo, que perdió la visión de su ojo izquierdo en 2013 en un accidente doméstico y sobrevivió a dos infartos, el segundo de ellos en diciembre de 2009.

Durante las presentaciones de los teloneros, se hicieron referencias a Chávez y a la revolución bolivariana, pero una vez que llegó el sonero la política quedó de lado y el público se dedicó a cantar y bailar con fervor canciones como Param-pam-pam, El frutero y Dormir contigo.

D'León lloró en tarima mientras habló sobre sus inicios, en los que sobrevivió a fuerza de préstamos antes de que la fama y la fortuna se hicieran presentes.

Antímano es uno de los barrios más inseguros de Caracas, considerada la capital más violenta de Latinoamérica por la ONU. Aunque se trató de un evento gratuito en la vía pública, la zona fue resguardada por 2 000 policías y guardias, que establecieron cinco anillos de seguridad, detectores de metales y la prohibición de ingerir licor.

D'León grabó y editó a finales de 2014 su primer álbum en formato de big band, en el que interpretó clásicos que se popularizaron en las voces de los estadounidenses Frank Sinatra, Tony Bennett y Dean Martin.

El caraqueño, cuyo espectáculo duró unas tres horas y culminó en la noche, será jurado y talento en el Festival de la Canción de Viña del Mar (Chile), que celebrará entre el 22 y el 27 de febrero. En octubre tiene previsto realizar dos conciertos en Israel.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)