23 de junio de 2016 18:51

Un modelo de ciudad sostenible se aplicará en Portoviejo

Ines Manzano presidente del Consejo Empresarial para el Desarrollo Sostenible

Ines Manzano presidente del Consejo Empresarial para el Desarrollo Sostenible. foto: Paul Rivas Bravo / El Comercio

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 16
Yadira Trujillo

A través del proyecto Infraestructura Urbana, que lleva a cabo el Consejo Mundial Empresarial para el desarrollo Sostenible (WBCSD, por sus siglas en inglés), el Consejo Empresarial para el Desarrollo Sostenible del Ecuador (CEMDES) planteó la reconstrucción de Portoviejo como una ciudad sostenible.

Para esto, a finales de este mes, CEMDES mantendrá la primera reunión con el Municipio de esa ciudad, afectada por el terremoto del 16 de abril, para establecer las necesidades más urgentes que se pueden aplicar en la misma, bajo el modelo de sostenibilidad. Así lo informó Inés Manzano, presidenta del directorio de la organización.

En la propuesta del proyecto se establece que “globalmente, el 54% de la población vive en áreas urbanas y se espera que para el 2050 se llegue al 70%. Manzano indica que, entre las ciudades afectadas de Manabí, se eligió a Portoviejo porque se detectó una mayor necesidad que en las ciudades con zona pesquera y por su importante movimiento comercial.

Entre las acciones primordiales para construir una ciudad sostenible, Manzano destaca el desarrollo de infraestructura, la movilidad y el uso de recursos tecnológicos. “Todo debe contribuir de forma eficiente al desarrollo de la ciudad”. En el caso de Portoviejo se priorizará la implementación de estructura para la productividad, ya que se identificó que esta es una fortalezas de la urbe.

Al momento las autoridades municipales de Portoviejo ya se encuentran trabajando en una propuesta de valor de la ciudad, que permitirá identificar las prioridades. “En la ciudad ya es momento de pensar en la reactivación productiva y en implementar un buen funcionamiento a largo plazo”, asegura Manzano.

Para llevar a cabo la iniciativa, CEMDES se encarga de establecer acuerdos entre empresas privadas especializadas en los ámbitos en los que se requiera trabajar y los municipios de las ciudades. “Lo que se espera es que con la experiencia de Portoviejo, todas las ciudades de Manabí se sumen para convertirse en sostenibles”.

Estos modelos ya se han desarrollado con 10 municipios alrededor del mundo. En ellos han participado empresas como Acciona, Toyota, Philips, Nissan y Honda, entre otras.
“En Guadalajara se implementó un sistema de movilidad sostenible. En Turquía se logró que, al ser productores de alfombras, puedan exportar directamente, por primera vez, al mercado internacional”.

El proyecto de Portoviejo arrancará con la reunión que se realizará a fin de mes. Una vez que se identifiquen los ámbitos que se aplicarán, se procederá a buscar las empresas especializadas, dispuestas a invertir. No está establecida una fecha de culminación, pero desde la experiencia de otras ciudades, Manzano menciona que Guadalajara, por ejemplo, tuvo su sistema de movilidad sostenible luego de dos años.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (2)