3 de abril de 2015 21:49

La moda es un arma de empoderamiento

Modelos: Lilian Quñónez y Wendy Carillo / CN Modelos. Vestuario: Massimo Dutti, Zara, Pull&Bear y Bershka. Foto: Cortesía Fernando León / Ile Miranda

Modelos: Lilian Quñónez y Wendy Carillo / CN Modelos. Vestuario: Massimo Dutti, Zara, Pull&Bear y Bershka. Foto: Cortesía Fernando León / Ile Miranda

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 2
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 1
Contento 4
Ana Cristina Alvarado

La segunda edición del Women of Power Forum o el Foro de Mujeres de Poder se celebró a mediados de marzo en Guayaquil. Este encuentro es organizado por la marca guayaquileña de zapatos Ile Miranda. La diseñadora que le dio su nombre a esta firma cuenta que el objetivo de esta reunión es llegar a un público mayor con el mensaje que contiene su propuesta de calzado.

“Mi marca va más allá de lo visual”, asegura. El ánimo de crear cosas que desafíen el canon la caracteriza y a través de los zapatos encontró una fuente de expresión propia y de reinterpretación de la moda. Sus colecciones parten desde la filosofía del empoderamiento a través de la moda, en este caso puntual, de los zapatos.

Este concepto se remonta a finales de 1800, cuando las mujeres empezaron a dejar los corsés. El mayor interés por involucrarse en actividades en los exteriores se convirtió en un motivo político para abandonar esta prenda. Así, la vestimenta se convirtió en un medio para expresar libertad, poder y autoridad.

En un recorrido por tiendas de Quito, Estefanía Cardona, bloguera de moda, trae a la conversación flashes de la historia que definieron el camino de la liberación de la mujer. Los cortes tipo sastre impuestos por Coco Chanel, las minifaldas que aparecieron en los años 50 y la popularización del pantalón a través de la casa Yves Saint Laurent en la década del 60 son algunos hitos de la moda del empoderamiento.

Una de las recomendaciones para vestirse para el éxito de Cardona y de Jaime Moreno, fotógrafo de moda, es lucir un abrigo negro imponente. Las hombreras también son una opción a considerar, pues dan una imagen de fortaleza.

El estilo liberal de los 70 está de regreso y prendas como chalecos de cuero con flequillos y botas ayudarán a construir el concepto. Los cortes rectos (como el vestido blanco de la foto) juegan con la feminidad de la mujer, al no resaltar sus curvas y al dar un ‘look’ más limpio y profesional.

Los atuendos inspirados en el ajuar militar (foto) son otra recomendación de los expertos. “Basta con revisar la historia de la moda, para tener una idea de lo que podemos proyectar”, dice Cardona.

Alexander Mcqueen es una de las referencias mundiales en alta costura de la actualidad que trabajó con esta tendencia y que se dio a conocer por la frase “quiero empoderar a las mujeres, quiero que la gente tema a las mujeres que visto”.

Personajes del mundo de la moda como la editora Anna Wintour, la diseñadora Donna Karan o celebridades como Margaret Thatcher o Madonna son mujeres en puestos depoder que se han convertido en modelos de las últimas décadas.

La guayaquileña Andrea Barquet, creadora de la marca Coolta, cree firmemente que una prenda puede ayudar a la mujer a transmitir seguridad y poder. “Mis prendas están enfocadas en el empoderamiento de la energía femenina; sí podemos ser grandes líderes, gerentas, artistas o amas de casa exitosas”. Sus colecciones están dedicadas principalmente a la propuesta de la falda como un artículo femenino por excelencia, y esto no debe ser interpretado como debilidad, pues es una posibilidad más, a medida que la sociedad es más tolerante.

Moreno, también cree que una mujer con estilo dulce o clásico puede reflejar poder y sentirse cómoda en el competitivo mundo actual. Explica que la ropa es una herramienta, pero realmente depende de la actitud de la persona.

Otro aspecto que ha sido usado para discriminar a la mujer ha sido su sexualidad. Si en el pasado la desnudez era vulnerabilidad, la consolidación de la figura de la mujer fatal le permite hacer uso de la sensualidad. Además, se clarifican las lecturas de la desnudez femenina; un cuerpo con ropas cortas o si ellas no implica disponibilidad sexual.

La tercera edición del Women of Power Forum se celebrará en junio. Allí, las mujeres se reúnen con excusa de la moda para hablar sobre sus fortalezas y escuchar testimonios de mujeres exitosas.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)