18 de mayo de 2017 00:00

El mexicano Alejandro Filio trae su trova al Teatro Bolívar

El cantautor mexicano celebra 40 años de trayectoria con una gira internacional. Foto: cortesía

El cantautor mexicano celebra 40 años de trayectoria con una gira internacional. Foto: cortesía

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 2
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1
Fernando Criollo
Redactor (I)
[email protected]

El artista mexicano Alejandro Filio llegará al Ecuador, donde este fin de semana ofrecerá dos conciertos, organizados por la empresa Star Shows.

La visita del cantautor mexicano se realiza en el marco de su gira latinoamericana ‘40 años, 40 canciones’, que ha emprendido con la idea de celebrar junto a su público cuatro décadas de trayectoria en la escena musical.

La primera de sus presentaciones se realizará la noche de este viernes 19 de mayo del 2017 sobre el escenario del Teatro Carlos Cueva Tamariz, en Cuenca.

El sábado, se trasladará hasta Quito, donde ofrecerá otro recital en el tradicional Teatro Bolívar, en el Centro Histórico.

Para su presentación en la capital, se han definido cinco tipos de localidades, todas numeradas, con precios que están entre los USD 35 y 50. Las entradas ya están disponibles en los puntos de venta TicketShow.

Con sus versos como mapa y su guitarra como nave espacial, Alejandro Filio emprenderá un viaje a través del tiempo hasta sus raíces, sus nostalgias, sus memorias, sus rincones más álgidos y emotivos.

Un largo camino que empezó a mediados de los años 70 cuando Alejandro Gómez Herrera cambiaba su nombre por el de Alejandro Filio, para abrazar la música como credo y vocación de vida.

Nacido en 1960 en la capital mexicana, creció bajo la influencia artística de su padre, el actor e imitador Salvador Gómez, conocido como ‘Tilín’, y de su tío abuelo Daniel Herrera, también actor.

Compositor desde los 16 años, se aventuró en pequeños escenarios locales, donde fue construyendo su propia identidad artística.

También incursionó en la televisión, en programas como ‘Alegrías de mediodía’, ‘Música y algo más’ o ‘La movida’.

Finalmente se decantó por la música y en 1988 publica su primer álbum con el título de ‘Hay luz debajo’, una colección de 12 temas propios, que además se inscribían en esa línea trazada por grandes referentes de la canción popular latinoamericana como Silvio Rodríguez, Pablo Milanés o Joan Manuel Serrat.

“Cuando comencé a cantar aprendí de mis mayores a hacerlo como se debe, esto es, con valentía, respeto y, sobre todo, diciendo las cosas con valor”, decía el trovador durante uno de sus conciertos grabado en Buenos Aires, sobre su compromiso con un canto honesto, directo y emotivo. Y es que los conciertos de Filio también se convierten en una experiencia irrepetible, entre anécdotas y bromas con las que interpela a su público.

A sus 57 años, Filio es el autor de un importante legado en el terreno de la nueva trova latinoamericana con más de 20 discos en concierto y de estudio, en los que también han colaborado Luis Eduardo Aute, Alberto Cortez, Pedro Guerra, León Gieco, entre otros.

En esta inmensidad, Caín, Brazos de sol, Un milenio después, Despierta, Dicen son temas que hablan de la fragilidad humana, el olvido, la desigualdad, pero también de la vida, la esperanza o la paz. Versos e historias que el mexicano quiere compartir con el público ecuatoriano en su aniversario.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (7)
No (0)