15 de mayo de 2015 12:36

Una mujer hace de la menstruación un arte

Jean Lewis realiza los diseños con su propia menstruación. Foto: Beuty in Blood.

Jean Lewis realiza los diseños con su propia menstruación. Foto: Beuty in Blood.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 8
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 2
Contento 4
Gabriela Vivanco
Redactora (I)

Es difícil imaginar que la menstruación pueda ser estéticamente agradable, pero según Jean Lewis, artista conceptual, lo es. El proyecto visual 'Beuty in Blood’ (Belleza en la sangre) es prueba de ello. Las fotografías ‘congelan’ la sangre en movimiento y, como resultado, surgen asombrosas formas en tonalidades rosas y rojizas.

La historia del proyecto se inició con las copas menstruales. Un día, mientras Jean estaba depositando el contenido de una en el inodoro, sus dedos se mancharon y se comenzó a cuestionar “por qué la sociedad considera la menstruación como algo desagradable”, según contó a la revista española SModa.

Al contacto con el agua el fluido tomaba formas únicas y esto llamó la atención de la artista estadounidense que se autodefine como ‘menstrual designer’ (diseñadora de menstruación).

Para Jean, según cuenta en su página, una de las razones para que exista este tabú en la sociedad y no se vea a la menstruación como lo que es, un proceso natural, es la industria de la higiene femenina. Sugiere “que los ciclos menstruales son sucios y socialmente indebidos” y todo esto, está enmascarado en “delicados empaques rosas como caramelos”.

En este proyecto feminista participa también Rob Lewis, el esposo de la artista y su inclusión en el proyecto se dio de manera natural. 'Beuty in blood' es fruto de un proceso de cuatro pasos: colectar, vertido/disposición del diseño, fotografiar y seleccionar las imágenes.

El arte no va siempre de hacer algo bonito o fácil de digerir señala la artista. Foto: Beuty in Blood/ Jean Lewis

"El arte no va siempre de hacer algo bonito o fácil de digerir", señala la artista. Foto: Beuty in Blood/ Jean Lewis

Para ‘reunir los materiales’, Lewis necesitó llenar sus copas menstruales por tres o cuatro días que dura el periodo, esto le tomaba de 10 a 12 horas. En la segunda fase, ella realiza cuidadosamente el diseño, vierte todo el contenido de la copa o lo hace poco a poco en distintas direcciones, el objetivo es obtener diseños “bellos o interesantes”.

Luego, Rob entra a escena y fotografía los diseños con una Canon 5D Mkll, usando un lente macro que captura más detalles a menor distancia. Finalmente llega el proceso de selección en el que cada imagen requiere un análisis minucioso.

En un principio, las fotografías se hicieron en un cuarto de baño. Pero con el tiempo, después de dos años, perfeccionaron la técnica y realizaron las imágenes en una pecera con una combinación de agua salada y dulce cuya diferencia de densidad hace permite un mayor movimiento de la sangre.

“El arte no va siempre de hacer algo bonito o fácil de digerir. Una obra realizada con esperma, por ejemplo, podría hablar de la infertilidad”, señala Jean en la revista de moda. Además, recalca que no es la única que ha realizado trabajos con sangre y específicamente con menstruación. Petra Collins, Lani Beloso y Carina Ubeda son algunas artistas han realizado trabajos sobre la temática.

Video: Vimeo/ Robert Lewis

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (2)