17 de julio de 2017 16:52

Malala, premio Nobel de la Paz, conoce a algunas de las estudiantes secuestradas en Nigeria

Malala pidió declarar en emergencia a la educación en Nigeria durante un acto con el presidente interino, Yemi Osinbajo. Foto: archivo AFP

Malala pidió declarar en emergencia a la educación en Nigeria durante un acto con el presidente interino, Yemi Osinbajo. Foto: archivo AFP

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1
Agencia AFP

La premio Nobel de la Paz Malala Yousafzai pidió este lunes 17 de julio del 2017 declarar un “estado de emergencia para la educación” en Nigeria, durante una visita al país en la que conoció a algunas de las estudiantes secuestradas de Chibok.

La activista por la educación mundial, de 20 años, hizo su propuesta durante un acto con el presidente interino, Yemi Osinbajo, en el complejo presidencial en Abuya.

En Nigeria hay unos 10,5 millones de niños que no van a la escuela -lo que lo sitúa en primer puesto mundial-, y el 60% de ellos son niñas, según el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia, Unicef.

Muchos de ellos se encuentran en el noreste del país, donde los insurgentes de Boko Haram han infligido importantes daños a la educación en los últimos nueve años, al deteriorar o destruir aulas y escuelas.

“Subrayé algunas cuestiones”, dijo tras el encuentro Malala Yousafzai, quien casi muere por un disparo de los talibanes en su Pakistán natal en 2012, motivado por su defensa de la educación para las niñas.

“La primera fue pedir al gobierno que declarara el estado de emergencia para la educación, porque la educación de las niñas y los niños nigerianos es realmente importante”, relató.

“Segundo, el gasto debería ser público y, tercero, la Ley de Derechos de la Infancia debería implementarse en todos los estados”, relató ante la prensa.

La activista dijo que su propuesta recibió una “respuesta positiva” de Osinbajo, quien ejerce la presidencia de forma interina desde inicios de mayo por una baja médica indefinida del presidente Muhammadu Buhari.

Malala se reunió también con algunas de las estudiantes que fueron secuestradas por los islamistas de Boko Haram en la remota localidad de Chibok en abril de 2014, uno de los principales símbolos de los ataques a la educación de las niñas en el país.

“Estoy muy emocionada por verlas regresar a sus hogares y con sus familias y seguir su educación”, dijo desde una instalación gubernamental que las acoge en Abuya.

En total, 106 de las más de 200 estudiantes secuestradas fueron liberadas, rescatadas o escaparon tras más de tres años de cautiverio, pero 113 aún están retenidas.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)