23 de noviembre de 2015 12:19

La destrucción de una luna dotará a Marte de un anillo

Una foto capturada por un telescopio de la NASA muestra al satélite Phobos, una de las lunas de Marte. Foto: Agencia AFP

Una foto capturada por un telescopio de la NASA muestra al satélite Phobos, una de las lunas de Marte. Foto: Agencia AFP

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 3
Contento 0
Agencia DPA

Marte tendrá en el futuro un anillo debido a la destrucción de una de sus lunas, Phobos, dentro de entre 20 y 40 millones de años, según una investigación publicada este lunes 23 de noviembre en 'Nature Geoscience'.

De acuerdo con el análisis de Benjamin Black y Tushar Mittal, de la Universidad de California (Berkeley), Phobos se acercará tanto a Marte que se desintegrará, pero sus restos formarán probablemente un anillo que se mantendrá entre uno y 100 millones de años.

Marte tiene dos pequeñas lunas, Phobos y Deimos, que orbitan alrededor del planeta vecino a la Tierra a escasa distancia de su superficie. Las dos tienen formas irregulares y un diámetro de menos de 30 kilómetros.

Phobos, la más grande de ambas, orbita a unos 6 000 kilómetros de altura y se acerca cada vez más a Marte en su órbita en espiral. Para comparar, la Luna terrestre tiene un diámetro de casi 3 500 kilómetros y rodea nuestro planeta a una distancia de casi 400 000 kilómetros.

Debido a su órbita en espiral, Phobos quedará destruida. O bien se estrellará contra Marte o las fuerzas de atracción del planeta la destruirán en su órbita.

Cuál será su destino depende de su composición. Con ayuda de observaciones y un modelo geotécnico, Black y Mittal calcularon la consistencia del satélite.

Según sus estimaciones, Phobos no es estable y probablemente será destruida dentro de entre 20 y 40 millones de años. Entonces estará tan cerca de Marte que la fuerza de gravedad atraerá la parte inferior de la luna mucho más que la superior, situada más lejos.

Los científicos creen que el satélite no aguantará esta presión y se romperá. De esta misma forma es posible que hayan sido destruidas en el pasado otras lunas de planetas de nuestro Sistema Solar, escriben los expertos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)