2 de julio de 2018 11:20

La escena que más conmovió a Anna Favella, la actriz italiana que interpreta a la madre de Luis Miguel 

La artista de 34 años mantiene una relación sentimental con el director de cine Leonardo Ferrari Carissimi y fue convocada a través de un casting para ser parte del audiovisual que se grabó en México. Foto: Tomada de Infobae

La artista de 34 años mantiene una relación sentimental con el director de cine Leonardo Ferrari Carissimi y fue convocada a través de un casting para ser parte del audiovisual que se grabó en México. Foto: Tomada de Infobae

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 3
Sorprendido 0
Contento 0
Infobae - Red de Noticias Albavisión

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

"Volver a ver a mi madre. Ese sería el regalo de mi vida", respondió Luis Miguel cuando tenía 30 años y le preguntaron qué le pediría a Papá Noel para Navidad. La última vez que el cantante vio a su mamá, Marcela Basteri, fue hace casi 32 años –en 1986- cuando viajó a Madrid y nunca más se supo de ella.

Entre las versiones que circularon, hay quienes aseguran que la mujer desapareció porque fue la única forma que encontró de distanciarse por completo de Luisito Rey –su marido, y padre de sus tres hijos, Alex, Sergio y Micky, como apodaban al músico-, con quien no tenía una buena relación.

Otro rumor, y el más oscuro, es que el propio Luisito Rey la mandó a matar para quedarse con los bienes que el cantante puso a su nombre y el dinero que tenía gracias a él en una cuenta en Suiza, según la versión del periodista Javier León.

La actriz italiana Anna Favella se puso en la piel de Marcela Basteri en la serie de Luis Miguel y, en una entrevista exclusiva con Teleshow, cuenta cuánto trabajó para componer al personaje y sus impresiones durante las grabaciones.

"Yo sentía en mi corazón algo muy fuerte, como un verdadero sol que estaba iluminándome. A veces era tan fuerte que lloraba de verdad porque me daba mucha ternura ese chico, con un enorme talento, que cantaba para su mamá", asegura la actriz de 34 años –que trabaja en su escuela de teatro mientras analiza las propuestas que recibió para hacer cine y televisión- sobre la escena que más la conmovió.

¿Cómo fue la convocatoria?

Yo estaba en Roma y no sabía que estaban preparando una serie sobre la vida de Luis Miguel. ¡Fue una sorpresa que me hayan llamado para hacer el casting! El primero fue en Italia, después hice otro en Madrid con Óscar Jaenada -el actor que interpreta a Luis Rey-, me fui a México para conocer el director y la productora y finalmente empecé a filmar la serie.

¿Qué sabías de la historia personal de Luis Miguel cuando te propusieron ser parte de la serie?

De su vida privada no sabía mucho. Pero como cantante, en particular de cuando era adolescente, era muy famoso en Italia porque gano el Festival de la Canción de San Remo con Noi, ragazzi di oggi, una canción que tuvo mucho éxito y que todo el mundo todavía la recuerda.

¿Escuchaste sus canciones antes de que te llamaran?

Conozco las canciones de la época en que era niña y obviamente de la temporada de San Remo. Cuando fui a ver su show en el Auditorio de México, me divertí muchísimo y me impresionó la energía que todavía transmite a sus fanáticos. Verdaderamente es un talentoso y un sol.

¿En quién te inspiraste para interpretar a la mamá, con todo el peso que tiene su historia?

Intenté centrarme primero en la historia de una madre y la relación con su familia, con su marido y en particular con su hijo Micky. Actué pensando como una mujer en los años '80 y todo lo que le podría pasar. Por ejemplo, que el marido no la dejaba trabajar porque tenía una mentalidad machista y, al mismo tiempo, el sufrimiento de ver su hijo trabajar desde chico.

¿Qué hacías en México durante el tiempo que no grababas?


Primero viajé en nuestro otoño para ensayar con el director, hacer la prueba de vestuario y de look. Después volví en enero y me quedé los tres meses que duraron las grabaciones. La verdad, no tenía mucho tiempo libre, pero en algún momento aproveché para visitar la Ciudad de México, que me fascinó muchísimo. Igual, ahora quiero volver porque me parece una maravilla, ¡un lugar mágico!

¿Qué anécdota recuerdas de las grabaciones?


Me divertí muchísimo cuando improvisamos con mi compañero Óscar Jaenada y él intentó hablar en italiano. También cuando me pidió decir algo típico de nuestros personajes y yo, que no hablaba muy bien el español, contestaba cualquier cosa.

¿Cuánto trabajo te tomó ponerte en la piel de Marcela Basteri?

Fui un honor para mí hacer de la mamá de Luis Miguel. Vi muchísimos videos, leí sobre su vida y me enteré lo mucho que significaba esa mujer para él. Fue una emoción fortísima ponerme en la piel de un personaje que existió realmente.

Además, fue la primera vez que yo contaba una historia verdadera. Me encariñé mucho con su historia y sentí una responsabilidad grande, así que pensé que la única manera era ponerle alma… alma de ser humano. Y hablar de ella como mamá primero y después como mamá de una estrella. Porque creo que lo más importante era la relación entre una madre y un hijo. Por eso le puse todo mi corazón y mi alma.

Dijiste que la escena que más le impactó fue en la que Luis Miguel le canta a su madre. ¿Qué sentiste durante esa grabación?

Todas las escenas de cuando Luis Miguel canta con su mamá fueron las más significativas por la historia de ella y, para mí, como actriz. Esas escenas muestran la verdadera relación entre ella y su hijo.

Yo sentía en mi corazón algo muy fuerte, como un verdadero sol que estaba iluminándome. A veces era tan fuerte que lloraba de verdad porque me daba mucha ternura ese chico con un enorme talento que cantó para su mamá. Todavía me pasa algo muy fuerte cuando miro esas escenas.

Video: YouTube, cuenta: Netflix América Latina


¿Qué crees que pasó realmente con Marcela Basteri? ¿Te guiaste en esa idea para componer el personaje?


La verdad, también es un misterio para mí. Pienso que seguramente le pasó algo malo y que sufrió muchísimo en su vida. De corazón, espero que esté viva en algún lugar. Me gustaría saber que Luis Miguel tiene una chance más para abrazar su mamá.

¿Sientes que a partir de este personaje, creció más tu popularidad como actriz?

Con esta oportunidad, siento que soy una ciudadana del mundo. Es increíble tener la posibilidad de comunicar ahora en Netflix y llegar a las casas de gente que está muy lejos de mí. Como actriz, es muy interesante y estimulante trabajar afuera de mi país y en otro idioma. Espero seguir así.

No conociste a Luis Miguel, pero sí a uno de sus hermanos durante un show. ¿Cómo fue ese encuentro?

Fui un encuentro rápido. Estábamos abajo del escenario justo donde cantaba Luis Miguel. Me emocionó tanto ver a los hermanos juntos que lo sentí como si hubiera vuelto a abrazar a mis familiares. ¡Había estudiado tanto sobre su vida! Creo que él se emocionó también, le pasó algo fuerte. La serie fue una experiencia de trabajo pero más de vida, en este caso.


¿Eres autrocrítica con tu trabajo después de ver cada nuevo capítulo?

Siempre me pasa eso cuando me veo, nunca estoy 100% satisfecha de mi porque soy muy critica y perfeccionista. Pero la historia me enganchó muchísimo y a veces miro los capítulos como si no supiera lo que va a pasar.

En Tierra rebelde tuviste compañeros argentinos, ¿qué te contaron del país?

Conocí la Argentina -la primera temporada se grabó en Tandil- y después en Uruguay, para la segunda. Allí aprendí un poco de español y empecé a descubrir Latinoamérica. La verdad, siento una química fuerte con todos lo países y ahora también con México.

La gente es muy amable, la naturaleza es maravillosa y la cultura tiene una energía mágica. Amo estos países y quiero conocer más del continente. Cada vez descubro algo que lo hace increíble. ¡Aprovecho por agradecer toda la gente que cada día me escribe con tanto amor y cariño! ¡Lo aprecio mucho!

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (3)