1 de julio de 2014 18:31

Con la liberación del cóndor Quipo se obtendrán datos importantes para su conservación

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 10
Contento 0
Redacción Sociedad

Quipo, un cóndor juvenil de entre uno y dos años de edad, recobró su libertad a las 11:00 de este martes 1 de julio. El sitio escogido para su liberación fue la Reserva Biológica Antisanilla, ubicada en las estribaciones del volcán Antisana, al suroriente de Quito.

Este es el tercer ejemplar de esta especie en peligro que recobra su libertad equipado con un rastreador satelital. También se le instalaron bandas alares con el número 3, para poder identificarlo fácilmente. Antes ya se empleó esta tecnología en Felipe, quien fue asesinado en abril de este año; y en Polito, cuya liberación se produjo hace dos meses, en Otavalo.

Quipo fue rescatado el 15 de mayo pasado, en Baeza, provincia de Napo. El ave fue hallada con signos de desnutrición y su musculatura no era la ideal. Además, estaba totalmente mojado. Así lo dio a conocer Andrés Ortega, veterinario de la Universidad San Francisco y miembro del Fondo Tueri.

La hipótesis que manejan los expertos es que Quipo -nombrado así por el naturalista Marcelo Quipo, quien lo encontró- seguramente estuvo en el medio de una tormenta. Y al ser uno de sus primeros vuelos, es probable que no supiera cómo reaccionar y cayó por estar “empapado”. Para Ortega, el hecho que la comunidad de Baeza haya dado alerta del ave herida es una señal positiva. “Si la gente no colaboraba en primera instancia, probablemente hubiésemos tenido otro cóndor muerto”.

Quipo se recuperó durante más de un mes en el Centro de Rescate Ilitio, ubicado en la provincia de Cotopaxi. Allí permaneció junto a Guambi, otro cóndor rescatado, que fue hallado con un ala fracturada.

Los expertos consideran positiva la liberación de Quipo, ya que los datos que se recabarán con el rastreador satelital permitirán conocer información de rutas de vuelo, coexistencia con otros cóndores y su afluencia en áreas protegidas. Además, se podrán establecer estrategias de vigilancia y monitoreo.

Para Hernán Vargas, director del Grupo Cóndor, la importancia de recabar información sobre los sitios de descanso de estas aves es fundamental para estimar la población real de cóndores en Ecuador. Actualmente se maneja el dato que 50 cóndores habitan en el país.

Una vez que se hayan identificado todos los dormideros de nuestro territorio, en el futuro se tiene previsto realizar un censo para estimar la población real de cóndores.

Juan Manuel Carrión, secretario del Grupo Cóndor, cree que un censo elaborado técnicamente permitirá aclarar el panorama de esta especie, en términos de conservación.

El experto agregó que el modelo de gestión ambiental, emprendido por Grupo Cóndor, debería replicarse en otras especies en riesgo, como el oso andino, jaguar o manatí.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)