18 de marzo de 2016 00:00

‘Kung Fu Panda 3’, una aventura familiar

'Kung Fu Panda 3' mantiene una línea de acción y humor con fondos orientales. Foto: Archivo

'Kung Fu Panda 3' mantiene una línea de acción y humor con fondos orientales. Foto: Archivo

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 2
Fernando Criollo. Redactor (I)
fcriollo@elcomercio.com

El oso panda Po sigue creciendo, aunque más que en tamaño, en experiencia. Eso se revela en la tercera entrega de la saga animada de Dreamworks, ‘Kung Fu Panda’, que llega a las salas de cine este fin de semana.

Luego de una primera entrega -que atrajo con una equilibrada propuesta entre acción y humor-, un segundo episodio se convertía en un reto para el estudio de animación, que decidió apostar por el nuevo talento.

Así entró en escena la surcoreana Jennifer Yuh Nelson, quien dejó los departamentos de Arte y Animación en los que consolidaba su carrera, para encargarse de la dirección de su primer largometraje.

El resultado fue una película que mantenía la línea de acción y humor con fondos orientales, pero con un personaje en plena evolución que volvía la mirada al pasado, para avanzar seguro en el camino que se le presentaba como destino.

La tercera parte, que transcurre en un muy atractivo escenario de elegantes animaciones, propone un argumento donde el protagonista tiene un objetivo claro. Pero, a la vez, es parte de una serie de historias paralelas que incidirán en el curso de los acontecimientos.

Una nueva amenaza se cierne sobre la aldea, cuando Kai, un poderoso guerrero que se sintió traicionado por el maestro Oogway, luego de 500 años de exilio, regresa del mundo de los espíritus para cobrar venganza.

Po, investido como el guerrero dragón, aparece como defensor de la comunidad asediada por esta amenaza despiadada. Sin embargo, ni siquiera los grandes héroes están a salvo de los conflictos personales y el valiente panda tendrá que enfrentarse esta vez a un dilema familiar, cuando entre en acción su padre biológico.

El pasado regresa como un fantasma que siembra dudas en el protagonista, quien empieza a cuestionarse sobre su origen y el lugar que ocupa en el mundo.

Estos elementos narrativos buscan impulsar distintas líneas de reflexión en el espectador; sin embargo, el filme mantiene un ritmo sostenido y agradable entre la comedia blanca y los impetuosos momentos de acción, a los que se suman varios instantes dramáticos, para que la película resulte tan entretenida para el público infantil y como para los adultos.

Variaciones bien equilibradas, con un razonable grado de efectividad, se exponen gracias al elenco. Hay una complicidad y una soltura que se intuyen entre Jack Black, Bryan Cranston, Dustin Hoffman, Jackie Chan, Angelina Jolie y J. K. Simmons, las voces detrás de los principales personajes.

La historia del holgazán y timorato personaje convertido en un gran guerrero sigue curso hacia un estado de madurez, impulsado ahora por sus propias experiencias de vida, en un universo de fantasía que no escapa a dejar enseñanzas de vida.

Cine

El valiente oso panda tendrá que enfrentar a un nuevo enemigo

Jack Black

El actor  estadounidense se ha convertido en la voz oficial
de Po, en la serie ‘Kung Fu Panda’. Con una carrera de más de 20 años, el intér­prete -de comedia principalmente- ha estado nominado a dos ­Globos de Oro.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)