24 de julio de 2014 14:35

Se inauguró el congreso gastronómico Raíces en Guayaquil

Raíces, congreso de gastronomía que se desarrolla en Guayaquil. Foto: Mario Faustos / EL COMERCIO.

Raíces, congreso de gastronomía que se desarrolla en Guayaquil. Foto: Mario Faustos / EL COMERCIO.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Espectáculos

El evento de inauguración del congreso gastronómico Raíces contó con la presencia del alcalde de Guayaquil, Jaime Nebot, quien hizo referencia al nuevo aeropuerto antes de dar por comenzado el evento.

Raíces empezó a las 9:00 y contó con una banda de pueblo para animar la fiesta culinaria. El proyecto de difundir la gastronomía es una apuesta al turismo gastronómico.

Para Nebot, el punto importante de este evento recae en que a través de la gastronomía se puede conocer y degustar la historia, el folclore, las costumbres e incluso la acción social de cada pueblo.

La cadena alimenticia se encuentra completa en los stands del Centro de Convenciones de Guayaquil, en el evento Raíces.

Empresas de producción de alimentos, hoteles, restaurantes y público se juntan en un mismo lugar para reconocerse y entrar en contacto directo. Con 35 stands especializados, los asistentes profesionales o estudiantes encontrarán a la perfección los locales que ayuden a su desarrollo.

Según Stephanie Salmón, jefe de producto del departamento de ventas de Raíces, las instalaciones de cada local han tenido un arduo trabajo de estructuración. Las 31 huecas llegaron a cumplir las expectativas puesto que contaron con la ayuda de IBEA para la instalación de los equipos e insumos necesarios para ofrecer su producto de calidad al público presente.

Antes de las 13:00, un aproximado de 2 000 personas asistía al evento. La entrada y salida de comensales ha permitido que el fluir entre cada stand no genere largas esperas.

Con la presencia de chefs internacionales como Juan Mari Arzak y exponentes locales como Edgar León, el congreso Raíces encuentra el espacio idóneo para demostrar el valor cultural del oficio de cocinero, algo de lo que el Ecuador puede sacar mucho provecho.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)