15 de marzo de 2017 15:35

Cinco ejes son parte de la estrategia ambiental de Guayaquil

La estrategia ambiental de Guayaquil fue presentada la mañana de este miércoles 15 de marzo del 2017. Foto: Elena Paucar/ EL COMERCIO.

La estrategia ambiental de Guayaquil fue presentada la mañana de este miércoles 15 de marzo del 2017. Foto: Elena Paucar/ EL COMERCIO.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1
Elena Paucar

Agua y saneamiento; residuos sólidos, calidad de aire y cambio climático; gestión de ecosistemas, y transporte y energía son los cinco ejes de acción que conforman la estrategia ambiental de Guayaquil, presentada la mañana de este miércoles 15 de marzo del 2017. La propuesta es dirigida por la Municipalidad.

El director de Ambiente del Cabildo, Bolívar Coloma, explica que cada eje cuenta con indicadores que luego permitirán hacer evaluaciones de los avances. Los plazos están fijados para el 2018, 2015 y 2032.

“En cuanto a cambio climático hay que cambiar los comportamientos de los ciudadanos, hay que continuar trabajando con el tema de la movilidad, buscando transportes que sean menos contaminantes; y la gestión adecuada de los desechos y de los recursos naturales, como el agua”, indicó.

En el eje de agua y saneamiento, por ejemplo, la estrategia apunta a la principal fuente de abastecimiento: el río Daule, que da abastecimiento a 1,04 millones de m3 diarios. Para ello, Coloma recordó el análisis que se realiza del caudal aguas arriba, a través del proyecto Fondo del Agua para Guayaquil, que identificará los daños y las remediaciones, para mitigar la contaminación del Daule.

La presentación de la estrategia, denominada Guayaquil para siempre, se realizó en el mirador del Cerro Paraíso. Foto: Elena Paucar/ EL COMERCIO.

La presentación de la estrategia, denominada Guayaquil para siempre, se realizó en el mirador del Cerro Paraíso. Foto: Elena Paucar/ EL COMERCIO.

La presentación de la estrategia, denominada Guayaquil para siempre, se realizó en el mirador del Cerro Paraíso, en el sector Bellavista. Ahí, con una vista panorámica de los cerros que rodean a Guayaquil, el estero Salado y el gran río Guayas, Bernardo Requena, representante de CAF, Banco de Desarrollo de América Latina, también habló de un estudio de vulnerabilidad que se realizó en la ciudad.

El informe, que será presentado esta tarde, determinó que las parroquias Tarqui, Pascuales, Letamendi y Febres Cordero son frágiles ante las lluvias y la marea alta, dos fenómenos relacionados con el cambio climático. Requena además explicó que hay factores adicionales que aumentan la vulnerabilidad, como la concentración de población y que no todos tienen acceso a ciertos servicios básicos.

“En el estudio, lo que proponemos son algunas medidas adaptativas. Estas están relacionadas con cómo podemos observar lo que está sucediendo. Y se proponen algunas capacitaciones, la instalación de jardines de lluvias, reforestación de bosques protectores y la construcción de alguna estructura híbrida para la retención de agua para reducir el riesgo”, explicó el delegado de la CAF, quien además señaló que con este estudio la ciudad tendrá más facilidad para conseguir financiamiento internacional.

A la presentación asistieron representantes del Ministerio del Ambiente y miembros de la sociedad civil. También se designó como embajadoras de esta tarea a la actriz Flor María Palomeque y a la presentadora de TV, Andrea Rendón.

El alcalde Jaime Nebot recordó parte de la gestión realizada hasta ahora en materia verde, como los avances en provisión de agua potable y alcantarillado (que aún no alcanza el 100%), la remediación del estero Salado (aún en proceso de descontaminación en ciertos sectores) y la ampliación de áreas verdes (que resta por equipararse a los parámetros internacionales).

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (1)