11 de enero de 2017 00:00

11 documentales proponen una mirada reflexiva de la política

La muestra ‘¡Elección! Cine en tiempos de campaña’ propone una mirada  histórica a distintos procesos políticos como herramienta de diálogo social

La muestra ‘¡Elección! Cine en tiempos de campaña’ propone una mirada histórica a distintos procesos políticos como herramienta de diálogo social. Foto: Archivo 

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 4
Fernando Criollo
Redactor (I)
[email protected]

El Ecuador es escenario de una campaña electoral y en este nuevo proceso, el cine aparece en la agenda pública como otro recurso para explicar, reconocer y diferenciar algunos fenómenos sociales y del quehacer político.

‘¡Elección! Cine en tiempos de campaña’ es una muestra conformada por 11 documentales provenientes de seis países que será parte de la programación del cine Ochoymedio hasta el 22 de enero.

Tomás Astudillo, cineasta y curador de la muestra, explica que a través de esta iniciativa se propone un espacio de análisis reflexivo y crítico sobre las distintas representaciones del poder, bajo la óptica personal de un grupo de cineastas nacionales e internacionales.

‘Elecciones’ propone un recorrido histórico, con muestras del cine directo de los años 60 como las del estadounidense Robert Drew con ‘Primary’ (1960) y ‘Crisis’ (1963), donde la cámara se desprende del libreto para seguir libremente a los personajes a través de sus propias historias. Estilo que también se revela en cintas más contemporáneas como ‘Entre actos’ (2004) e ‘Instantes de campaña’ (2015).

También, hay obras de corte más contemplativo como ‘Propaganda’ (2014) o ‘Campanya’ (2015), algunos retratos íntimos como ‘Alcaldesa’ (2016) y ‘Cómo aprendí a vencer mi miedo y amar a Arik Sharon’ (1997) y otras miradas colectivas como ‘Nariz del Diablo’ (2009), ‘Propuestas opuestas’ (2006) y ‘Tu sangre’ (2005).

Cine que además de su valor estético y narrativo permite generar un nuevo espacio político, entendido como aquel “creado entre los seres humanos para pensarse en común y en proyección a futuro”, según explica Natalia Sierra, doctora en ciencias políticas y docente universitaria.

Un diálogo a partir de un producto cultural, dice Sierra, que tiene mucha fuerza en la construcción de imaginarios y representaciones sociales y por lo tanto en las acciones de la gente.

Astudillo también destaca la vigencia de los documentales propuestos, a partir de la capacidad del cine de fabricar y conservar la memoria social.

Representaciones, dice, que a su vez se construyen en función de la distancia ética y profesional que toma el realizador con respecto a los personajes.

Más que un cine político Christopher Murray, director general de ‘Propaganda’ defiende el cine como una obra de creación colectiva que va de la mano de procesos de reflexión social. Asegura que a partir de su propio lenguaje, el cine se constituye en un reflejo de la sociedad capaz de provocar cambios importantes.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)