8 de noviembre de 2016 11:54

El aumento de CO2 en la atmósfera ha disminuido entre el 2002 y 2014

Los expertos detallan que esta pausa en el aumento del CO2 puede ser temporal

Los expertos detallan que esta pausa en el aumento del CO2 puede ser temporal. Foto Referencial: Wikipedia

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 2
Contento 2
Agencia EFE

Los científicos han observado una pausa en el ritmo de aumento del dióxido de carbono (CO2) en la atmósfera en los últimos años, a pesar de que las emisiones producidas por la actividad humana han aumentado, según un estudio que publica hoy, martes 8 de noviembre de 2016, la revista Nature Communications.

Investigadores de la Universidad de Berkeley, en Estados Unidos, interpretan a partir de esos datos que una mayor capacidad para absorber CO2 por parte de la vegetación terrestre es responsable de la reducción en las emisiones que permanecen en la atmósfera.

Los autores del trabajo detallan que esa pausa en el aumento del CO2 puede ser temporal y de que la mayor capacidad de las plantas para almacenar el gas no resolverá el problema del cambio climático.

Los niveles absolutos de dióxido de carbono han aumentado de forma constante desde la Revolución Industrial, aunque existe una variación anual significativa en ese ascenso, debida en gran parte a las diferencias en el nivel de la masa vegetal.

Cuantificar los cambios en el ratio de incremento del CO2 es esencial para evaluar las causas del cambio climático.
Sin embargo, ese progreso es difícil de cuantificar debido a los complejos procesos que gobiernan el crecimiento de las plantas a nivel global, y el equilibrio entre las emisiones y la absorción de dióxido de carbono.

El grupo de Berkeley, liderado por Trevor Keenan, ha utilizado modelos del crecimiento de la vegetación para determinar el balance de esos procesos en los últimos años.

Sus resultados muestran cómo el incremento del CO2 atmosférico ha potenciado la fotosíntesis, el proceso por el cual las plantas absorben ese gas.

Los investigadores alertan al mismo tiempo de que una ralentización en el incremento de la temperatura global ha reducido la respiración de las plantas, el mecanismo por el cual liberan CO2.

Ambos factores significan que la masa vegetal terrestre ha retirado una mayor cantidad de dióxido de carbono de la atmósfera, por lo que se ha reducido la tasa de acumulación de ese gas, aproximadamente un 2,2 % anual entre 2002 y 2014.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)