19 de octubre de 2015 12:39

En el Día Mundial contra el cáncer de mama se habló de prevención y se recordó a quienes se fueron

Las mujeres del Grupo de Mama lanzaron globos al cielo para recordar a las mujeres que se fueron debido al cáncer de mama. Foto: Valeria Heredia/ EL COMERCIO.

Las mujeres del Grupo de Mama lanzaron globos al cielo para recordar a las mujeres que se fueron debido al cáncer de mama. Foto: Valeria Heredia/ EL COMERCIO.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 1
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 3
Valeria Heredia

“La idea es vivir”. Esa fue la frase repetida por las mujeres del Grupo de Mama, conformado por sobrevivientes del cáncer de seno. Ellas se reunieron en el Hospital de la Sociedad de Lucha contra el Cáncer (Solca), ubicado en el norte de Quito, para conmemorar el Día Mundial Contra el Cáncer de Mama  que se recuerda hoy, lunes 19 de octubre de 2015.

Este día se realizan varias actividades con el objetivo de que las mujeres reflexionen sobre la importancia de hacerse chequeos oportunamente. La música, las colocación de brazaletes y prendedores y la elaboración de pelucas fueron parte de la agenda.

Ana Cristina Carrera, quien lucha contra la enfermedad desde hace ocho años, relató que desde que le detectaron cáncer tuvo el apoyo incondicional de su familia y amigos. “Siempre conté con el cariño, la comprensión y el amor de mi familia”.

En este proceso, dijo, pudo someterse a una reconstrucción de mama y fue lo mejor. Ahora, trabaja para que las mujeres hagan conciencia sobre la necesidad de reconstruirse y luchar por la vida. “No es un tema de vanidad. Es parte de nuestro cuerpo. Lo necesitamos”.

En eso coincidió Armando Serrano, cirujano especialista en reconstrucción de seno. El experto indicó que es importante esta cirugía para que la mujer complete el proceso. “No hay límite de edad para realizarse la cirugía. Todas son candidatas y lo deben hacer”.

Serrano, también señaló que una de cada ocho mujeres pueden padecer de esta enfermedad, por lo que es importante la prevención y los chequeos continuos, en especial, a partir de los 40 años.

El cáncer de mama puede llegar antes de los 40. Este fue el caso de Ximena Maigua. A los 34 años le diagnosticaron la enfermedad. “Si no fuera por mi familia y amigos no lo lograría. Pienso que he tenido la suerte de contar con especialistas y me ayudaron a recuperarme”.

Incluso, se considera una mujer afortunada porque pudo ingresar como paciente con el Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) y le hicieron la reconstrucción. “Fue una alegría. Estuve casi cinco años sintiéndome mutilada y no me sentía bien”.

La mujer recomendó conocer el cuerpo de cada mujer. "Si se siente una bolita dura y no duele es una mala señal y tienen que acudir al médico", sostuvo esta mujer quien es enfermera.

En el evento, las integrantes del Grupo de Mama hicieron un homenaje a “las que se fueron”. Tomaron globos rosados y celestes y los lanzaron hacia el cielo. "Son mujeres luchadoras que nos abandonaron, pero las recordamos siempre como tal", dijo Ana Cristina.

El cáncer hizo posible que mujeres como Lourdes Salazar, a quien le detectaron la enfermedad hace dos años, se sumen al trabajo de esta organización. Luego de que le diagnosticaran cáncer sintió miedo. Pero, decidió ayudar a otras mujeres a susperar la enfermedad. “Hago mis actividades con normalidad y los más importante: le doy una sonrisa a la vida”. Pasado el mediodía, las mujeres fueron al auditorio para tomarse medidas y elaborar pelucas.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)