14 de May de 2012 00:00

La revista Gatopardo busca atrapar a los lectores locales

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Acecha no solo desde su nombre felino, sino desde los rostros que seducen sensuales o sonrientes en su portada; acecha desde las historias tan ricas y bien escritas, que nos revelan este mismo mundo pero a través de un caleidoscopio de miradas; y ahora, la revista Gatopardo, publicación cuyo éxito cubre la colorida Latinoamérica, acecha al lector ecuatoriano en una alianza estratégica con EL COMERCIO.

La revista circulará desde hoy, cada mes, para los beneficiarios del Club de Suscriptores (este primer número es gratuito). La decisión que definió el acercamiento a Gatopardo, antes que a otras revistas que también transitan esos territorios, vino de un sondeo hecho a los suscriptores, quienes evaluaron su prestigio.

“Las palmas de esta iniciativa se las llevan Carlos Mantilla y Belén Noboa, quienes nos buscaron a mediados del año pasado para conversar sobre una licencia ecuatoriana. Fui a visitarlos. No solo me llenaron de amabilidades, sino también de asombro por el profesionalismo y capacidad empresarial de su organización. Gatopardo circulará entre los suscriptores del periódico, principalmente. Se trata del primer paso para el sano regreso de la revista a su territorio natural donde se le extraña: me consta por los constantes mensajes que recibimos preguntando cuándo estaremos en Sudamérica de nuevo. Bueno, pues en Ecuador esto ya es un hecho”, cuenta Guillermo Osorno, director de Gatopardo, en la edición de febrero de la revista.

El encanto de Gatopardo viene de sus historias, de su periodismo narrativo que aborda temas de cultura, política, moda, dinero y sociedad, con una mirada fresca, que se origina en la perspectiva y el estilo de sus autores, maestros de la crónica y el reportaje.

El periodismo narrativo de Latinoamérica, si bien cuenta con una genealogía que podría derivarse desde los mismos registros de los Cronistas de Indias, tuvo con revistas como Gatopardo un ‘boom’, un acercamiento a los lectores y una posibilidad de jugar con el lenguaje, para hacer artículos profundos y divertidos.

En ella confluyen también todas las pautas dadas por clásicos contemporáneos como Carlos Monsiváis, Martín Caparrós y Juan Villoro; o lo hecho por el nuevo periodismo de los estadounidenses Truman Capote o Hunter Thompson.

Entre las firmas de quienes escriben para esta revista se hallan los nombres de Leila Guerriero, Cicco, Sinar Alvarado, Daniel Titinger, Rafael Gumucio, Santiago Rosero... También de otros, cuyos textos han sido recopilados en los libros que recogen las mejores crónicas publicadas en esta revista, como ‘Un mundo raro y otras crónicas de Gatopardo’, ‘Las mejores crónicas de Gatopardo’ y ‘Crónicas de otro planeta’.

La publicación se origina en una casa editorial mexicana, Travesías Editores SA. Sin embargo la revista que circulará en el Ecuador tendrá un porcentaje de contenidos nacionales, escritos y gráficos. La idea es que estos se vayan incorporando, a medida que se desarrolle la propuesta en el país. Asimismo, Gatopardo Ecuador contará con espacios publicitarios para anunciantes del país.

Una publicación de calidad es la que se avizora en el panorama de los medios impresos, con historias bellas y profundas, con miradas particulares y reflexivas.

Cómo tenerla...

La revista Gatopardo es un beneficio exclusivo del Club de Suscriptores de EL COMERCIO; no se encuentra en autoservicios, quioscos ni en ningún otro canal abierto al público.

Tiene un precio preferencial de USD 1 mensual adicional al valor del plan de suscripción.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)