28 de February de 2010 00:00

Los más rudos son caballeros en el rugby

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Jóvenes

Para entender el rugby hay que vivirlo, hay que sudarlo y festejarlo, sentir el césped, la cancha y, sobre todo, al adversario.

Por eso, si eres nuevo en tu primer juego, con el ‘profe’ Ramiro Galeano, estarás descalzo. En sus entrenamientos, en el Colegio La Condamine, nadie se salva; todos juegan, hasta los curiosos -o curiosas- que pasan por ahí. “¿Si no cómo vas a entender el rugby?”, dice Ramiro, del equipo Los Nómadas de Quito.

Así empezaron chicos como ‘Calvo’ (Johan Quinteros), Gary Campaña y ‘Chaina’ (Joaquín Villalba). Cuando Ramiro, de 28 años, les pregunta ¿qué es el rugby?, ellos responden ‘de una’ que es un deporte de contacto.

“No entendía por qué un montón de grandotes se están pegando por un balón. Pensé que era un deporte de tontos”, dice ‘Calvo’, de 18 años. Él ‘cayó’ a los entrenamientos porque un amigo le llevó. Entendió que los pases se hacen para atrás. Ahora quiere ser parte de algún equipo importante.

Ellos están aprendiendo, pero en el país hay equipos que ya llevan años, como los Monos de Guayaquil y los Nómadas, los Cerveros y los Jíbaros de Quito.

En el rugby se enfrentan dos equipos y el objetivo es llevar la pelota al otro lado. Hasta que lleguen, los jugadores se chocan, corren, se quitan el balón, caen al piso... El apoyo en equipo es básico, no existen principales.

Pablo Andrés Torres (22) es parte del equipo los Jíbaros, de la U. Católica. Dice que muchos de sus amigos piensan que el rugby es un juego de cartas. Uno de sus ‘compas’ es Pedro (21), quien en cambio aclara que el rugby no es fútbol americano.

Pablo Sandoval (23) organiza al equipo, es el capitán. Para él, está claro que “el rugby es un deporte de salvajes jugado por caballeros y un deporte de caballeros jugado por salvajes”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)