Dimensiones de Estuardo Maldonado

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 0
Diego Ortiz. Redactor

Asombro. Una palabra y siete letras necesarias para definir la sensación que provoca el trabajo que Estuardo Maldonado ha venido realizando por más de 50 años.

No solo por el efecto que tienen en los sentidos obras como Primitivo No. 1, creación de 1961 en la que su pasión por los signos decanta en una obra con imágenes que se asemejan a pictografías, o aquellas pinturas de la década de 1970 en la que la 'S' se inscribió como su sello personal. La admiración por el maestro se halla también en su búsqueda de originalidad, escapando siempre de los límites impuestos a la humanidad. Si el común de los mortales trata de entender un mundo compuesto por tres dimensiones, Maldonado busca una cuarta, quinta o sexta dentro de las cuales desplegar su creatividad.  

Justamente este es uno de los factores clave que se pone en juego en las aproximadamente 100 piezas que conforman 'Estuardo Maldonado: dimensión y forma'. Con esta exposición, montada en el Centro Cultural Metropolitano (CCM), pareciera que el artista ecuatoriano busca ampliar, en cierto sentido, los límites del entendimiento humano. Ya no hay dos o tres dimensiones fijas.

A estas se suman otras cuya funcionalidad es simple: posibilitar la creación de nuevas realidades.

En una conversación con Patricio Guerra, coordinador del área de investigación del CCM, él indica que el pasmo que causa la obra de Maldonado escapa del plano meramente artístico. Días antes de que la muestra abriera sus puertas (ayer), un matemático analizó el trabajo del pintor y escultor. "Rigidez matemática y geométrica", fueron las cualidades que el experto encontró en estas piezas.

Sin embargo, Guerra aclara un aspecto: Maldonado desconoce las precisiones que atañen a las ciencias exactas. "Él hace todo con su intuición, y eso es lo que enriquece su trabajo", comenta. En estas intuiciones hay una fuerte influencia del constructivismo, según explica Guerra, lo que hace que en el proceso creativo el artista utilice elementos tecnológicos u otros provenientes de la mecánica industrial.

La exposición estará montada hasta el 30 de marzo en las salas I, II, III y IV del CCM. Los horarios son de martes a sábado, de 09:00 a 18:00, y domingos, de 10:00 a 16:00.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)